Autores

Rafael Salomón

Rafael Salomón

hombre calma

La anhelada calma

"Qué difícil puede ser aislarnos en un mundo donde todos estamos conectados… la calma parece diluirse en nuestras vidas de una forma casi automática"
espíritu santo

Evangelizar con la fuerza del Espíritu

“Hablemos de la fuerza que es capaz de renovar la faz de la tierra, externemos la fuerza que tiene en nosotros”
padre e hijo en la playa

Un amor más allá de nuestro entendimiento

"Seguramente es ahí donde nuestra limitada inteligencia nos impide comprender que fuimos creados por un amor desbordado, sin límites"

La novedad entre las malas noticias

"A veces la buena nueva no se comparte, porque hay dificultades y complicaciones en el tema de creer en ellas, lo que pensamos y juzgamos son barreras que nos impiden dar esperanza a los hermanos"
solidaridad

Dejar de competir, mejor compartir

"Tal vez sea la respuesta a esta carrera vertiginosa de supremacía entre los seres humanos. La humildad como base de nuestras relaciones ¿estaríamos dispuestos?"
gente Ciudad de México

Lo que se olvidó de la pandemia

"Pensé que estábamos frente a ese cambio en el rumbo de la humanidad, donde la solidaridad, el respeto y las acciones que habíamos llevado a cabo hasta ese momento, tendrían un nuevo horizonte, quería creerlo, pero después… se olvidó"
hombre caridad

Siempre cerca de nosotros

"En la presencia de aquel que está a un lado, en la historia de vida de cada persona que se cruza por nuestro camino, pero no queremos verle, nuestros intereses se imponen"

La alegría por el Resucitado

"Es la alegría que estalla por el hecho más grande e incomprensible para la humanidad: la Resurrección"
campo y religioso

Renovarnos y transformarnos hacia una vida nueva

"Estamos llamados a la salvación, como una familia, juntos, aprovechando los medios benditos que Dios le otorgó a Su Reino. Es la nueva vida que nos ofrece el reino de amor"
persona en bosque

La paz que solo Dios nos da

"Somos sus hijos, nos ama y debemos sentirlo, creerlo, expresarlo y no dudarlo. ¿Seremos capaces de comprender cuánto valemos para Nuestro Padre Eterno?"