🎙️ El Podcast de Vida Nueva: Los ermitaños existen

Hoy estrenamos un nuevo episodio del Podcast de Vida Nueva con contenido seleccionado para ti con toda la actualidad de la Iglesia en el mundo

El podcast de Vida Nueva

Esta semana, la revista se adentra en la vida de aquellas personas que han optado por la vida ermitaña. Está a punto de hacerse público un documento que regulará esta forma de vida consagrada. Gracias a los testimonios del número de Vida Nueva resulta más fácil desmontar muchas falsedades que a veces se difunden en el pensamiento colectivo.



En la sección de Otras Voces escucharemos a Mateo González, redactor de Vida Nueva. Después cerraré el episodio con el comentario al Evangelio que nos trae cada semana Ángel Moreno de Buenafuente.

¿Qué es eso de ser ermitaño?

La RAE dice que ermitaño es alguien que vive en una ermita y cuida de ella. La palabra ermita proviene del término griego eremites y, a su vez, esto deriva de éremos, que significa desierto.

El Catecismo de la Iglesia Católica dice:

  • Los ermitaños no profesan públicamente votos pero dedican su vida apartada a la alabanza a Dios y salvación del mundo.
  • Su vida es testimonio de la intimidad personal con Cristo. El catecismo lo llama “predicación silenciosa”.

El Código de Derecho Canónico en su punto 603 está dividido en dos apartados, y establece que la Iglesia reconoce oficialmente que la vida como ermitaño es válida y que sus votos o vínculos sagrados deben ser corroborados por el Obispo diocesano de cada lugar.

Eso es todo. A partir de ahí, cada vida eremítica es diferente del resto, con sus particularidades y organización concretas. Por eso adquiere importancia la información del tema de portada de Vida Nueva. La Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica va a hacer público en breve un documento que regulará esta opción de vida religiosa. Será la primera vez que exista un documento regulatorio de la vida de los ermitaños.

Algunos ejemplos

En la provincia española de Burgos hay un monasterio de la Camáldula que ha llegado a tener lista de espera. Una de las particularidades de los monjes ermitaños que viven en este monasterio es que cada día tienen una reunión después de la cena comunitaria, así como también comparten otras tareas comunes.

Otro ejemplo, el de Abdón Rodríguez. Pertenece a la Orden Cisterciense de la Estricta Observancia y comenta que su sueño y aspiración es llevar una vida de ermitaño. Dos motivos muy concretos por los que su historia es llamativa.

  • El primero, porque al recordar su adolescencia se reconoce a sí mismo como un ateo militante. A partir del trabajo compartido con unos religiosos que atendían a personas sin techo, Abdón comienza a hacerse preguntas sobre la fe. A Abdón le cambió la vida el testimonio cercano de una vida entregada.
  • En segundo lugar, cómo gestiona el hecho de que en breve vaya a recibir el sacramento del orden. Recibirá el orden como una forma concreta de servicio a la comunidad.

Por su parte, en la diócesis de Tarragona hay nueve ermitañas repartidas por una comarca que se llama el Priorat. Se les acaba de unir un varón y hay otros dos en proceso de discernimiento.

Dos apuntes más

Mateo González entrevista al ermitaño Daniel Martí, que lleva este tipo de vida desde hace casi cuarenta años. Se trata del único ermitaño que hay en la Archidiócesis de Valencia. Profesó como carmelita, pero después optó por la vida más ascética, elaborando objetos religiosos con arcilla para ganar un sustento.

Voy a destacar varios aspectos de la entrevista:

  • Descubrió su vocación poco a poco, no fue de un día para otro.
  • No surgió como una reacción a la actividad intensa que llevaba como carmelita.
  • Llegar a Xátiva, su localidad actual, fue providencial, porque había cambiado varias veces de lugar y empezó a sentir cierta inestabilidad.
  • El ermitaño puede vivir apartado del mundo, pero forma parte de esa Iglesia del misticismo que no se explica con palabras, sino con vida y con silencio.
  • Vive en una ermita del siglo XVIII y la vivienda del ermitaño parece que fue un convento de frailes de san Pedro Alcántara.
  • El eremita no predica, no se deja ver mucho por las calles, pero la Iglesia sabe que esta ahí, y está ahí por un motivo.

El último habla específicamente sobre ese documento que está a punto de ser publicado. A partir de un seminario online que organizó la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica, se elaboró un texto que es el mismo del que venimos hablando durante el episodio. Se fijará la fórmula de la profesión y remarcará la responsabilidad de los obispos en este ámbito.

Repaso semanal

Sábado. Sierra Leona. Cárceles abarrotadas de niños. La edad penal se establece en 10 años y yo pienso en mis familiares de esa edad. Abusados y esclavizados. El otro sentido se lo aportan las misiones salesianas que permanecen allí con ellos, desinvisibilizando y humanizando a quienes el mundo tecnologizado ignora por completo.

Domingo. El domingo se publicaba en la red la entrevista a Maru Megina. Podemos leer: “La Iglesia necesita santos obreros”. Muchas veces reflexionamos sobre un trabajo que santifica, pero algo menos sobre trabajadores santos.

Lunes. Una ermitaña, Blandina Paschalis, de 78 años. Vive en lo alto de una colina del pueblo de Manopello, en Italia, y dedica su vida a tratar de establecer que el rostro impreso en la Santa Faz y la Sábana Santa son el mismo.

Martes. Aparece una información sobre los ya famosos “Papeles de Pandora”. En esa investigación han aparecido datos que relacionan a los Legionarios de Cristo con una serie de paraísos fiscales e inversiones basadas en entramados empresariales.

Miércoles. El caso Becciu se aplaza hasta el 17 de noviembre. Al parecer ha habido varios errores cometidos por la fiscalía y se ha propuesto recomenzar el sumario.

Jueves. El martes se hizo efectiva la condena a muerte de Ernest Johnson. El nuncio apostólico solicitó en nombre del Santo Padre que no se aplicara la medida, pero la solicitud fue desestimada. Para recordar: el punto 269 de ‘Fratelli tutti’.


Vida Nueva quiere estar, en la medida de sus posibilidades, cerca de todos los cristianos. Agradecemos especialmente a nuestros suscriptores su fidelidad. Todos juntos somos más Vida Nueva. El equipo os da las gracias por elegirnos para contaros la actualidad eclesial.

Ventajas de suscribirte a la revista Vida Nueva

  • 47 números al año.
  • Los mejores análisis de la información religiosa, reportajes y entrevistas, con colaboradores en todo el mundo y las firmas más prestigiosas del sector.
  • Suplementos exclusivos:
    • Donne Chiesa Mondo: edición española del suplemento femenino de L’Osservatore Romano.
    • Somos Confer: con información, noticias y análisis específico de la Vida Religiosa.
    • Carisma: conociendo la riqueza que da la pluralidad eclesial a través de las diferentes congregaciones, movimientos y realidades eclesiales que renuevan el impulso evangelizador de la Iglesia.
  • Claves personales para leer la revista en la web (visor para suscriptores)
  • Conoce más sobre la revista

Hoy, más que nunca

Noticias relacionadas
Compartir