🎙️ El Podcast de Vida Nueva: Razonamiento encadenado 3: abusos afectivos en la Iglesia

Hoy estrenamos un nuevo episodio del Podcast de Vida Nueva con contenido seleccionado para ti con toda la actualidad de la Iglesia en el mundo

El podcast de Vida Nueva

Alcanzar el final de Agosto significa que hoy vamos a escuchar el último de los razonamientos encadenados que te he venido proponiendo durante este mes. En los dos episodios anteriores estuvimos hablando sobre la fragilidad eclesial que se muestra en las situaciones de abuso de los bienes materiales o de abuso de poder y espiritual.



Vamos a cerrar el ciclo de razonamientos encadenados escuchando a Santi Casanova, Rosa Ruiz y Leo Ramos, que nos van a aportar algunas claves de lo que piensan y sienten acerca de los abusos afectivos materializados en el seno de la Iglesia.

La Amazonía no es para compra-venta

Cuando rescato alguna noticia de Vida Nueva suelo hablar también del contexto que se relaciona con ella para que puedas tener una visión de conjunto. Eso es lo que quiero hacer con una información que se leía el 25 de agosto en la web. El titular decía: “Los obispos de Brasil respaldan a los pueblos indígenas ante embestida de Bolsonaro”. Y el subtítulo indicaba que el presidente brasileño se niega a la demarcación de tierras indígenas, que es un derecho reconocido por la propia Constitución Federal de Brasil.

Desde el 22 de este mes y hasta el día 28, varios pueblos indígenas de todo el país están acampados en Brasilia, su capital. Se han congregado más de 6000 personas. Lo hacen para que su voz no se silencie.

Para el miércoles 26 de agosto estaba previsto que la Suprema Corte de Justicia se reuniera para emitir un veredicto sobre un caso que afectaba al pueblo Xokleng. Se ha pospuesto esa valoración y se conocerá el resultado dentro de varios días. En esencia viene a sentar las bases para futuros litigios similares que otros pueblos puedan tener en relación al territorio en el que viven.

Pues esa es la clave del asunto. Déjame hablarte de dos entidades para ver un poco más del cuadro. La primera es Dam Watch International. En marzo de 2021, publicaban en su página web un artículo en el que se explica muy bien lo que sucede con el veredicto del juicio que ha quedado aplazado en Brasil. Al parecer, en la Constitución Federal de 1988 se establece que solo tendrían derecho al territorio aquellos pueblos que estuvieran viviendo dentro de ellos en el momento de promulgación de la Constitución o bien quienes estuvieran en ese momento bajo una disputa judicial o administrativa.

Un dato que llama la atención: En 1928, el Código Civil declaraba a los indígenas como relativamente incapaces, es decir que necesitaban asistencia adecuada.

La otra organización de la que te quiero hablar es Global Witness, que se podría traducir como Testigo Global o Testigo Mundial. Es una ONG que elabora informes muy interesantes acerca de violaciones de derechos humanos o medioambientales. En su página web tienen una sección dedicada enteramente a Brasil. Quizás conviene echar un vistazo porque cuando se lee el nombre de los accionistas que hay detrás de ciertos grupos que deforestan para dar de comer a las vacas de las hamburguesas o para plantar soja, resulta que algunos de esos nombres también aparecen como colaboradores o patrocinadores de eventos eclesiales, ya sea bajo sus siglas principales o por medio de fundaciones vinculadas a ellos.

Incoherencias

Algunas veces pretendemos vivir como si esa doble realidad no existiera. Como si lo que dice y hace la Iglesia fuera un corpus unificado y homogéneo. Si ese fuera el caso, entonces el papa Francisco no habría utilizado la expresión “destestable hipocresía en la Iglesia” durante la audiencia general de este miércoles. Lo leemos en la web de Vida Nueva en un artículo firmado por Darío Menor. Reconoce el papa algo que todos sabemos, que existen muchos cristianos y ministros hipócritas. Por ejemplo, aquí en España hay algunos grupos que reclaman acoger solo a los refugiados afganos que sean cristianos al mismo tiempo que se rechaza la aceptación de cualquier otro refugiado. Y habrá cristianos y católicos que estén de acuerdo porque esos mismos grupos se apropian del adjetivo provida como coto particular. También nos encontramos con fieles que aplauden el envío de fondos a Haití, Bangladesh y Vietnam, pero que la semana que viene tendrán su atención centrada en cualquier otro tema de interés social y aquellas vidas que sufren serán cosa del pasado.

Seguramente, si hubiéramos advertido a tiempo la importancia que tiene una correcta formación de lo afectivo y lo emocional, nos habríamos ahorrado muchos casos de abusos sexuales y las que hoy son víctimas habrían podido vivir vidas diferentes. Por ejemplo, en este sentido, Mateo González firmaba el lunes 23 un artículo sobre el arzobispo polaco Marian Golebiewski, al que el Vaticano le ha prohibido participar en cualquier celebración pública y llevar una vida de oración y penitencia. En su caso no parece que abusara directamente de nadie, pero omitió la información que le llegaba sobre el abuso sexual a menores por parte de algunos presbíteros a su cargo. Miró para otro lado.

Abusos afectivos y sexuales

Precisamente, el artículo de Mateo González que te decía hace un momento nos sirve como puente para llegar hasta el tema que centra el razonamiento encadenado de esta semana. Hasta el momento, hemos escuchado hablar del abuso de bienes materiales para provecho personal y también de los abusos de poder y espiritual que se producen en contextos eclesiales.

Santi Casanova

  • El núcleo que no hemos sabido abordar: La escucha a las víctimas. La víctima está rodeada de un halo de sospecha.
  • Escuchar sobre un abuso es incómodo.
  • No podemos caer en el error de dejar a la víctima sola.

Rosa Ruiz

  • No solo es importante escuchar a las víctimas, sino que hay que ir más allá y creer en su palabra.
  • La víctima se percibe como una amenaza porque nos confronta con las fallas del sistema.
  • En la Iglesia, el sistema está preparado para que no se expresen los abusos.

Leo Sierra

  • La escucha como actitud activa en la Iglesia.
  • No solo es necesario es creer a las víctimas, sino de creer en las víctimas.
  • ¿Desde dónde vemos la realidad? ¿Desde las víctimas o desde otros miradores? No solo estar al lado, sino compartir su vida.

Vida Nueva quiere estar, en la medida de sus posibilidades, cerca de todos los cristianos. Agradecemos especialmente a nuestros suscriptores su fidelidad. Todos juntos somos más Vida Nueva. El equipo os da las gracias por elegirnos para contaros la actualidad eclesial.

Ventajas de suscribirte a la revista Vida Nueva

  • 47 números al año.
  • Los mejores análisis de la información religiosa, reportajes y entrevistas, con colaboradores en todo el mundo y las firmas más prestigiosas del sector.
  • Suplementos exclusivos:
    • Donne Chiesa Mondo: edición española del suplemento femenino de L’Osservatore Romano.
    • Somos Confer: con información, noticias y análisis específico de la Vida Religiosa.
    • Carisma: conociendo la riqueza que da la pluralidad eclesial a través de las diferentes congregaciones, movimientos y realidades eclesiales que renuevan el impulso evangelizador de la Iglesia.
  • Claves personales para leer la revista en la web (visor para suscriptores)
  • Conoce más sobre la revista

Hoy, más que nunca

Noticias relacionadas
Compartir