La causa de beatificación del Padre Arrupe ya es una realidad

  • Con esta decisión se reivindica el legado del general que lideró la renovación conciliar en la Compañía
  • El proceso se llevará desde el Vicariato de Roma y la sesión de apertura será el 5 de febrero de 2019, en el 28º aniversario de su muerte, en la basílica de San Juan de Letrán

El superior general de los jesuitas, Arturo Sosa, ya anticipó en julio en Loyola con los rectores de las universidades de la Compañía de todo el mundo que la causa de beatificación iba a ponerse en marcha. Ahora, al cumplirse 111 años del nacimiento de uno del Padre General más relevante del siglo XX, ha confirmado que ya es una realidad y la sesión de apertura será el próximo 5 de febrero.

A través de una carta, Sosa no disimula su satisfacción por este avance: “Tengo la alegría de comunicar a todo el cuerpo religioso y apostólico de la Compañía de Jesús que ha comenzado oficialmente el proceso hacia una posible beatificación del P. Pedro Arrupe, 28º Superior General de la Compañía de Jesús. Desde ahora, por tanto, ya es considerado ‘Siervo de Dios’. La causa se ha puesto en marcha en el Vicariato de Roma, lugar de su muerte. Después de haberlo orado y considerado atentamente, la Compañía ha pedido el inicio de este discernimiento eclesial sobre la heroicidad de sus virtudes”.

Reivindicar su legado

El jesuita bilbaíno Pedro Arrupe fue Superior General de la Compañía de Jesús entre 1965 y 1983 y el papa Francisco, en su referencias a él, ha rescatado de la oscuridad a la que el General fue sometido en algunos ambientes eclesiales ya que fue el responsable de liderar la renovación conciliar dentro de la Compañía de Jesús.

Ahora, tras las pertinentes gestiones, Arturo Sosa ha informado que “el 5 de febrero de 2019, en el 28º aniversario de su muerte, tendrá lugar en la basílica de San Juan de Letrán la sesión de apertura de su causa de beatificación”. A ello seguirán las declaraciones de más de un centenar de testigos en España, Japón o Italia. También se están examinando ya todos sus escritos y documentos. De hecho este proceso ya ha empezado hace 6 años, con las primeras gestiones del anterior superior, Adolfo Nicolás.

El actual Padre General anuncia además la puesta en marcha de una nueva página web dedicada al Padre Arrupe. Un superior del que destaca su contribución a la propia Compañía, a la espiritualidad ignaciana, a la vida consagrada, al sacerdocio y al laicado ya que ejemplificó “el deseo de integración de los mejores valores de la tradición con aquellos necesarios para la adaptación del cristianismo a los nuevos tiempos”, señala.

Noticias relacionadas
Actualizado
15/11/2018
Compartir