Los claretianos de Valencia se ofrecen para escolarizar a los menores del Aquarius

  • El Colegio Claret Fuensanta cuenta con décadas de experiencia en acogida e integración de inmigrantes
  • El centro propone abrir sus aulas para ofertar inmersión lingüística a los menores y sus familias

El Colegio Claret Fuensanta de Valencia se ha ofrecido para escolarizar a los menores que viajan a bordo del buque Aquarius, que llegará a la ciudad del Turia el fin de semana. Este pequeño centro educativo es un ejemplo de convivencia e integración entre su alumnado y las familias de éstos, que pertenecen a 26 nacionalidades y 4 religiones diferentes. Más del 80% de los estudiantes son emigrantes, que llegaron a España huyendo de la guerra, por exilio político o por cuestiones económicas.

“Cuando se empezó a hablar de la llegada del Aquarius, los profesores nos pusimos a pensar inmediatamente sobre la posibilidad de ofrecer el colegio para escolarizar gratuitamente a los menores que lleguen  y darles clases de inmersión lingüística”, señala a Vida Nueva Inma Martínez Atienza, jefa de estudios del colegio.

Desde el Ayuntamiento de Valencia les agradecen la iniciativa

De la idea original, pasaron a la acción poniéndose en contacto con la Consejería de Educación y la alcaldía de Valencia, mostrando que son un centro que, a lo largo de sus casi 60 años, se ha convertido en un referente en la adaptación multicultural de la ciudad.

Hace tan solo unas horas, desde el portal del Ayuntamiento: ‘Valencia. Ciudad Refugio’, les han escrito para agradecerles la iniciativa y decirles que les tendrán en cuenta una vez que sepan cuántos menores viajan y qué necesidades tienen.

El colegio, “se ha ofrecido en masa, tanto el claustro de profesores como la asociación de familias del centro, para agilizar la bienvenida y escolarización de estos niños y niñas. Aquí muchos han sido acogidos y ahora quieren ser ellos los que acojan y abran sus brazos a los que lleguen”, indica la jefa de estudios. En la página web del centro se puede leer el comunicado que han emitido al respecto.

El director, Antonio Cebrián, y todo el profesorado se ofrecen para dar las clases de inmersión lingüística a los menores y sus familias, aunque comenzaran en el periodo vacacional. La Fundación Proclade, de los Misioneros Claretianos, también colaborará en la acogida.   

Noticias relacionadas
Actualizado
14/06/2018
Compartir