Cuatro casas parroquiales de Ourense acogerán a refugiados a finales de 2018

Una familia de refugiados a las puertas de una Iglesia en España

La diócesis de Ourense, junto a los ayuntamientos de Xinzo de Limia y Monterrei, Arquitectos sin fronteras y la ONG dedicada a los refugiados Accem, están ultimando un proyecto piloto de acogida de refugiados y su inserción laboral en la agricultura y ganadería ecológica local. El proyecto que podrá acoger a las primeras personas a finales de 2018 o principios de 2019 consta de un plan de año y medio de duración en el que ofrecer formación e independencia a las personas exiliadas, sin olvidar la formación a los vecinos que acogen.

Las casas parroquiales de Laroá, San Pedro de Solveira o Morgade disponen de fincas donde poder desarrollar la formación agrícola, que desembocará en que los refugiados puedan acceder a empleos y viviendas propias en la localidad, según vayan terminando los itinerarios previstos. Las viviendas todavía deben sufrir remodelaciones para adaptarlas a las nuevas necesidades, pero se espera que estas obras se terminen a lo largo de este año.

Francisco visitará Madagascar en 2019, según un obispo del país

Gilbert Aubry, obispo de la isla de Reunión, territorio francés de ultramar, afirmó en una entrevista televisada que Francisco visitará la isla de Madagascar en 2019. De confirmarse, sería la segunda visita de un pontífice a Madagascar, después de que, hace 29 años, Juan Pablo II visitara Zambia, Malawi, la isla de Reunión y la isla de Madagascar.

Las relaciones entre la Santa Sede y Madagascar son cercanas. La visita que el presidente de Madagascar, Hery Martial Rajaonarimanampianina, realizó al Vaticano en 2014 se suma a la visita que, en enero de 2017, realizó el secretario de estado, Pietro Parolin, a Madagascar donde fue recibido por el presidente de la república, el primer ministro y miembros de la Conferencia Episcopal del Océano Índico.

Cardenales de película invaden el Vaticano

Un drama producido por Netflix, sobre la relación entre Francisco y Benedicto XVI, interpretados por Jonathan Pryce y Anthony Hopkins respectivamente, durante la transición pontificia de 2013, ha llenado las calles de Roma de cardenales, dobles cinematográficos, que han producido alguna confusión entre los transeúntes.

“Nos eligieron porque damos el perfil para el papel”, dijo el Andrea Friscotti, uno de los actores que participa en la producción como purpurado. “Tenemos las largas narices aquilinas. Y somos muy viejos”, añadió. Friscotti es un veterano del trabajo extra eclesiástico. En la serie de HBO ‘The young Pope’ apareció como el Papa Celestino V, quien, al igual que Benedicto, decidió renunciar a su labor como cabeza de la Iglesia católica.

Noticias relacionadas
Actualizado
10/05/2018
Compartir