.


Tribuna

San José

Compartir

Antonio Pelayo, corresponsal de Vida Nueva en RomaANTONIO PELAYO | Corresponsal de Vida Nueva en Roma

“A partir de ahora, este Papa, además de jesuita y franciscano, es también josefino…”

Que Jorge Mario Bergoglio ha sido y sigue siendo un devoto muy especial de san José era cosa sabida. Por eso no debe extrañar que, a los tres meses de su elección, haya emanado un decreto según el cual “el nombre de san José, esposo de la bienaventurada Virgen María”, será mencionado ya en todas las plegarias eucarísticas.

Así, tras el de María, se citará el nombre del santo custodio de la Sagrada Familia, “modelo ejemplar de la entrega humilde, llevada a la perfección en la vida cristiana y testimonio de virtudes corrientes, sencillas y humanas, necesarias para que los hombres sean honestos y verdaderos seguidores de Cristo”.

A partir de ahora, este Papa, además de jesuita y franciscano, es también josefino.

En el nº 2.854 de Vida Nueva.