Red Asís: espiritualidad franciscana en el día a día

Españoles y latinoamericanos comparten su fe y sus valores en un espacio virtual

Red-Asís(texto y fotos: Vicente L. García) La sombra del poverello de Asís sigue siendo alargada, y el cordón, el cíngulo de su hábito, teje, en los albores de este siglo XXI, nuevas redes, nuevos proyectos que se ofrecen como respuesta a la mujer y al hombre de hoy, hambriento y sediento –aun a veces sin saberlo– de un alimento espiritual: la Red Asís es la nueva propuesta con sabor franciscano que, desde el contacto presencial o virtual, se hace hueco cada día en más lugares y a la que se adhieren más personas.

Red-Asís-3El pasado mes de septiembre, la Red Asís comenzaba su andadura en la capital de Cantabria, pero su origen se remonta a octubre de 2008, cuando en uno de los encuentros del Secretariado de Evangelización de la Provincia franciscana de Arantzazu se daba el espaldarazo a esta iniciativa. Patxi Bergara, franciscano que acompaña al grupo de Vitoria, vivió la génesis de la iniciativa: “La Red Asís nació con el interés, de los muchos que había, por vivir la espiritualidad franciscana en el día a día”.

Baldo, laico y uno de los promotores de esta ‘red social’, expone la reflexión que hubo en el inicio: “Nuestra sociedad parece que ha optado por buscar la felicidad y el sentido de la existencia en los valores más materiales e individualistas: la técnica, el consumo, el poder, el control, la seguridad, el éxito, el dinero… Valores como la espiritualidad, la cultura, la ética, la naturaleza, el amor o la solidaridad quedan en segundo plano. No se trata de despreciar la importancia de los valores materiales, pero sí de resituarlos y precisar que si son concebidos como fin y no como medio, deshumanizan la vida y la convivencia. Tenemos el convencimiento de que el ser humano necesita recuperar su dimensión espiritual y la intuición de que la espiritualidad franciscana, en cuanto intuición de lo esencial del Evangelio, puede decir algo en este tiempo de desorientación”.

Experiencia de búsqueda

Red-Asís-4¿Cómo funciona la Red Asís? “No pretende ser ninguna organización o grupo nuevo, ni se trata de asistir a reuniones o participar en debates, ni de pagar ninguna cuota. Sólo necesitamos estar comunicados mediante el correo electrónico o la dirección postal. Simplemente, se trata de compartir, cada uno desde donde esté y haciendo lo que hace, una experiencia personal de búsqueda espiritual en torno a cuatro principios: la relación con Dios, la humildad como actitud básica en la vida, la solidaridad y la fraternidad”.

Red-Asís-5Un año después de su puesta en marcha, son más de 1.300 personas las que, repartidas en 19 lugares del País Vasco, Navarra, Santander, Zaragoza, Valladolid y Madrid, mantienen uno de los compromisos ­adquiridos desde esta plataforma espiritual: el encuentro de oración los últimos jueves de cada mes. Además, y gracias a su página web, en torno a cien personas de Latinoamérica se suman ya a esta red. “Recibir mensualmente la Carta de Asís y participar en el encuentro mensual de oración es la propuesta básica”, señala Baldo. “A partir de ahí, tenemos una oferta diversificada en la web. Diversificada, porque el objetivo es llegar a un público amplio, es decir, no sólo a las personas creyentes y con sensibilidad franciscana, sino también a aquéllos que estén en búsqueda, más o menos cerca de la fe cristiana”.

Red-Asís-2Entre los “enganchados”, en el grupo de Gernika está Fernan, a quien esta iniciativa le pareció interesante “porque supone un formato diferente de orar, de desarrollar los principios de la Red, tanto la participación a nivel del grupo local, como el proyecto común con los grupos de otras comarcas”. Arantza, de Zarautz, destaca la figura del santo: “Francisco ha sido siempre un personaje que nos ha traído de cabeza. Soy de la Orden Franciscana Seglar, y llevaba muchos años intentando hacer que Francisco fuera más conocido y aceptado fuera de la rigidez de las normas ya obsoletas. Fue un franciscano amigo [Jexus Artola] quien primero me habló de la idea de la Red, y nunca sabrá él la alegría que supuso la noticia para mí, porque vislumbré un nuevo amanecer para la idea de conocer a Francisco. Y es que si se le conoce, se le quiere, engancha y se le intenta imitar”.

Arantza no habla de grupo, sino de pueblo: “Invitas a quien crees que puede estar interesado en la búsqueda de algo. Aunque de vez en cuando se asoma algún joven, la mayoría somos… de edad madura”. Subraya que la acogida “es importante, sobre todo a quienes vienen por primera vez. Al comenzar la oración, es importante ser conscientes de que otros 18 pueblos están a la vez en oración. Entre silencios, música relajada y lecturas diversas propuestas en la Carta transcurre la media hora. Y terminamos con un picoteo de algún bizcocho con el que alguna mano amiga colabora”.

Red-Asís-7Para Juan Miguel, franciscano encargado de la parroquia San Francisco de Asís en Pamplona, la Red es “un modo de dar a conocer e integrar la espiritualidad de san Francisco en la vida cotidiana de un abanico amplio de personas. Sirve para personas con una identidad cristiana consolidada y para personas que están en los inicios de una búsqueda. En los encuentros mensuales en Pamplona nos reunimos unas 50 ó 60 personas”. Juan Miguel destaca “la simplicidad de la mediación”, que no simpleza, pues “hay que preparar todo con mimo y detalle para que sea simple”, y que la oferta no se hace “mirando hacia dentro de los grupos parroquiales, eclesiales y comunidades creyentes, sino mirando a las personas que quizá no se sientan tan identificadas con nuestras realidades creyentes y confesionales. Se basa en la intuición de la necesidad humana actual de espiritualidad más allá de la institución y de los grupos consolidados. Es una manera nueva de acercar nuestra riqueza espiritual a las personas del mundo actual”.

Complemento de la parroquia

Red-Asís-6“Entiendo que la oración es una comunicación que tiene muchas maneras de expresarse, y una de ellas es en grupo”, señala Vitorio, de Tolosa, para justificar por qué le interesó la propuesta de la Red Asís. La califica como “un momento de sosiego, de reflexión, de no sentirte solo en la búsqueda ni al caminar en este mundo de la fe. Ahora que todo parece que está contra la fe, participar en esto significa andar a contracorriente y apoyarnos unos en otros, orando y complementando el trabajo que realizan las parroquias”.

El último encuentro mensual ha tenido lugar el 12 de noviembre. La Carta de Asís marcaba el guión y el tema, la fraternidad: “A cada uno la vida nos encomienda tareas y personas. Pero en estos tiempos tendemos a hacer cada vez más restringido el círculo de las tareas y personas que creemos que la vida nos encomienda. La fraternidad en la vida cotidiana supone ampliar el círculo de los que nos son encomendados”. Durante poco más de treinta minutos, palabra y silencio se alternan, hay textos de la Palabra y de la Vida de san Francisco. Para terminar, se ofrece la nueva edición del Evangelio de cada día y se entrega un díptico con los 19 lugares de encuentro de la Red Asís y la convocatoria para la próxima cita: el 26 de noviembre a las 19:30 horas.

 

Internet, herramienta fundamental


En la web de la Red Asís, www.asissarea.org, se pueden encontrar los siguientes recursos:

  • Información sobre lo que es la Red Asís y sobre la celebración de la oración mensual y los lugares en los que se celebra. Todas las ‘Cartas de Asís’ publicadas hasta el momento.
  • El evangelio de cada día.
  • Un conjunto de actividades que pueden ser de interés, de cara a avanzar en el camino personal de búsqueda o vivencia de la fe. Esta oferta aparece sin fechas concretas. La idea es responder a las peticiones individuales. Sólo hace falta que se junte un grupo con el deseo de participar en alguna de ellas y que se ponga en contacto con la Red para acordar la actividad, fecha y lugar.
  • Noticias de actividades específicas organizadas por la Red u otras que puedan ser de ayuda para vivir o profundizar en los principios de la Red.
  • En la sección ‘Qué leer’, además de una bibliografía clasificada por temas, están los ‘Cuadernos de Asís’, artículos de temática variada que pretenden acompañar el camino personal.
  • Enlaces a otras páginas web de interés.
  • El ‘Blog’, que quiere ser un lugar de encuentro en el que cultivar el carácter de fraternidad de la Red; puede servir para compartir experiencias, hacer comentarios sobre la oración mensual, la ‘Carta’ o cualquier otra cuestión.

vlgarcia@vidanueva.es

En el nº 2.686 de Vida Nueva.

Actualizado
04/12/2009
Compartir