.


“En una beatificación no condenamos a los verdugos”

Jaume Pujol, arzobispo de Tarragona

La memoria de los mártires, en el próximo número de ‘Vida Nueva Catalunya’

VidaNuevaCatalunya portada mártires beatificación de Tarragona abril 2013

JORDI LLISTERRI | Cuando en abril del pasado año se aprobó convocar una nueva beatificación conjunta de los mártires de la persecución religiosa en España, quedó pendiente decidir en qué ciudad se celebraría. Zaragoza o Madrid eran algunas posibilidades, pero el arzobispo Jaume Pujol se empleó a fondo para que fuera en Tarragona: “Me parecía lo lógico. La causa más numerosa es la de los sacerdotes de Tarragona”, responde Pujol.

En el próximo número del suplemento mensual Vida Nueva Catalunya, entrevistamos al arzobispo Jaume Pujol con ocasión de la ceremonia que tendrá lugar el próximo 13 de octubre, y en la que se beatificará a unas 500 personas (obispos, sacerdotes, religiosos y laicos), que murieron víctimas de la persecución religiosa del siglo XX en España.

Pujol está convencido de que el martirio es un signo que se puede comprender desde fuera del ámbito eclesial: “El compromiso de una personas que muere por su conciencia también es un ejemplo para otras personas”. Y en este sentido, asegura: “Es muy relevante entender que morían perdonando. En una beatificación no condenamos a los verdugos. Los perdonamos. Lo que hacemos es alabar a los que fueron fieles. Y lo hacemos porque pensamos que esto puede hacer un gran bien a las personas, creyentes o no”.Jaume Pujol, arzobispo de Tarragona

La beatificación más grande de la historia

En Cataluña fueron asesinados alrededor de 1.500 sacerdotes, unos mil religiosos y religiosas y centenares de católicos, la mayoría en el verano de 1936. Se calcula que son un tercio de los muertos que hubo en toda España. Cerca de un millar han tenido o tienen abiertas causas de beatificación; de hecho, buena parte fueron beatificados en la multitudinaria celebración de 2007 en Roma.

Ahora, el 13 de octubre, se hará una segunda ceremonia promovida por la Conferencia Episcopal Española y que se organizará de manera conjunta con el Arzobispado metropolitano, que incluye a la mayoría de las causas aprobadas en los últimos años.

En el suplemento de abril, hacemos también un recorrido por los grupos y congregaciones implicados en esta celebración (maristas, La Salle, los ‘curetes’ de Monzó, Hermanos de las Escuelas Cristianas, claretianos, benedictinos de Montserrat…) y hablamos con algunos postuladores.

“Creemos que lo que estos hermanos mostraron fue el coraje de la fe. Y lo que queremos es que esta sea una celebración de reconciliación y de perdón”, resume el marista Lluís Serra.

El número se completa con un artículo de opinión de Bernabé Dalmau, monje de la Abadía de Montserrat, titulado El momento oportú.

‘Vida Nueva Catalunya’ es un suplemento mensual editado y publicado por la revista Vida Nueva, en el que se analiza la realidad específica eclesial y religiosa de Cataluña. Se concreta así el compromiso de la revista por ser una voz evangélica, propositiva y eclesial, en la línea con el Concilio Vaticano II.

Los suscriptores de Vida Nueva que viven en Cataluña reciben, todos los meses y de manera conjunta con el semanario, este suplemento de ocho páginas, donde se combinan el catalán y el castellano. El número de abril se distribuye desde el jueves 18 de abril (VN, nº 2.844).

Abril 2013 – La memòria dels màrtirs (PDF solo suscriptores)

 

LEA TAMBIÉN:

  • EL BLOG DEL DIRECTOR: Mártires una vez más. La sangre sigue fresca, por Juan Rubio
Compartir