Autores

Antonio Pelayo

Así se desató el ‘genocidio cultural’ de los aborígenes de Canadá …y el ‘mea culpa’ de Francisco

Durante un siglo y medio, hasta 150.000 niños y niñas fueron arrancados de sus familias y enviados a reformatorios religiosos donde se les imponía una existencia opuesta a su idiosincrasia

Francisco en Canadá, tras la estela de Juan Pablo II “por las culpas” de la Iglesia

  • El Papa polaco viajó dos veces ‘y media’ al país norteamericano, donde ya admitió los “errores cometidos” por los misioneros
  • En su última escala defendió los valores indígenas que “no deben ser sacrificados en consideraciones de orden material”