.


Roban de una iglesia de Roma unas estatuas indígenas traídas para el Sínodo de la Amazonía y las tiran al Tíber

  • Los hechos, que han tenido lugar a primera hora del 21 de octubre, han quedado registrados en un vídeo subido a Youtube
  • “Se trata de un gesto que contradice el espíritu de diálogo que siempre debe animar a todos”, ha dicho Paolo Ruffini

sinodo estatuas

El prefecto del Dicasterio para la Comunicación del Vaticano, Paolo Ruffini, ha informado durante la mañana de hoy, 21 de octubre, de que “unos desconocidos” habían sustraído de la iglesia de Santa María in Traspontina unas estatuillas de madera, traídas por las comunidades indígenas para ser utilizadas durante el Sínodo para la Amazonía.

Las estatuas sustraídas, representan a mujeres embarazadas, haciendo referencia a la Madre Tierra, y han sido duramente criticadas por algunos sectores conservadores desde que fueron depositadas en la iglesia, a escasos metros del Vaticano por, supuestamente, ser símbolos paganos de adoración a la Pachamama.

Después de ser robadas, tal y como se aprecia en un vídeo colgado en Youtube que ha sido difundido por varios medios católicos, se puede apreciar como un hombre entra, al amanecer, en Santa Maria in Traspontina, los roba, y camina con ellos – junto a otro sujeto, que graba el vídeo – hasta Castel Sant’Angelo. En el puente se detienen y tiran las estatuas al Tíber, una a una.

Al inicio del vídeo se puede leer que, en la mañana del 21 de octubre, “unos valientes cristianos han entrado en la iglesia de Santa Maria in Traspontina” y han “limpiado” el templo de varias “estatuas de la Pachamama” que habían sido expuestas por el Sínodo.

Contra el “espíritu de diálogo”

Si bien la Red Eclesial Panamazónica (REPAM), también ha denunciado el delito, Ruffini ha querido dejar claro que, como ya se había repetido en varias ocasiones, estatuas representaban la vida, la fertilidad y la Madre Tierra”. Por eso, “se trata de un gesto que contradice el espíritu de diálogo que siempre debe animar a todos”.

“No sé qué más añadir al respecto, a parte de que fue un robo y que la actitud se explica con los mismos hechos”, ha subrayado Ruffini. Sin embargo, este no es el único vídeo que circula en la red criticando el hecho de que el Sínodo haya acercado la Amazonía a Europa. En otro, subido ayer, 20 de octubre, se llega incluso a hablar de “Satán en la iglesia”, mostrando unos cantos de oración en el mismo templo.

Noticias relacionadas
Compartir