Un cura de Roma consigue un almuerzo gratis para los pobres

restaurante en Roma gente comiendo en la terraza

Es la iniciativa que se le ha ocurrido a Pietro Sigurani, rector de la Basílica de San Eustaquio, como acción concreta para dar visibilidad a la I Jornada Mundial de los Pobres. Una comida gratis para los pobres. Así lo ha ido pidiendo por los restaurantes que rodean su parroquia, cercana al Panteón.

Los dueños de los locales han respondido afirmativamente y este domingo podrán sentarse a la mesa y pedir a la carta en 10 restaurantes un centenar de personas necesitadas. “Fui a darme una vuelta por los locales y les dije: ‘¿Me recibes a los necesitados?’”, según recoge La Stampa.

El diario italiano define a Sigurani como un “cura callejero”. “Pedí que acogieran a los pobres. Uno me dijo que sí inmediatamente y que lo haría gratis. Y entonces fui a otro restaurante y le pedí lo mismo, y le dije: ‘El otro va a hacerlo gratis, ¿tú cuánto me cobras?’. Y él también dijo que lo iba a hacer”, explicó en una entrevista a Tv2000.

380 millones de euros… ¡por Dios!

Leonardo Da Vinci bate todos los récords del arte. Salvator Mundi, el considerado como el redescubrimiento artístico más importante del siglo, cuesta 380 millones de euros. Al menos ese es el precio que se ha alcanzado en la subasta de la obra, como recoge El Mundo.

El cuadro, pintado por el artista hace cinco siglos, es el único que se mantiene en manos privadas. Un multimillonario ruso lo compró en 2013 por 108 millones de euros. Por lo que su valor hoy se ha triplicado.

La venta tuvo lugar ayer, 15 de noviembre, en la subasta de arte contemporáneo de Christie’s, en Nueva York. La puja se prolongó por espacio de 20 minutos. Comenzó en 60 millones de euros, pero en tan solo tres minutos ya se habían aumentado más de 100 millones.

Riccardi pide “vías legales” para ayudar a los refugiados

El fundador de la Comunidad de Sant’ Egidio, Andrea Riccardi, advirtió ayer, 15 de noviembre, de que los corredores humanitarios no sirven si no hay integración. Lo hizo en el almuerzo de Barcelona Tribuna, organizado por La Vanguardia, donde reveló que está en contacto con los cardenales de Barcelona y Madrid, Juan José Omella y Carlos Osoro, desde hace tiempo y pidió “más generosidad y vías legales” a España para posibilitar la acogida de los refugiados.

“No podemos quedarnos indiferentes ante el conflicto sirio. Tenemos una gran responsabilidad. Hemos permitido una guerra civil en la que hay influencias internacionales y ha durado más que la Primera Guerra Mundial y tanto como la Segunda”, afirmó Riccardi.

No faltó la pregunta sobre la crisis catalana. Riccardi pidió altura política y pensar en las próximas generaciones para evitar tragedias futuras. “La solución pasa por un camino de diálogo y que las aspiraciones de ambas partes encuentren un encaje común en Europa”, dijo.

Noticias relacionadas
Actualizado
16/11/2017
Compartir