.


España reza por París y muestra su solidaridad tras el incendio en la catedral de Notre Dame

Incendio en la catedral de Notre Dame de París

El incendio que ha provocado el desplome de buen parte de la catedral de Notre Dame de París en la tarde de este Lunes Santo ha provocado una reacción de cascadas en los episcopados de todo el mundo. Confirmado el derrumbamiento de la aguja central de plomo y la destrucción del crucero y el coro, Luis Argüello, portavoz de los obispos españoles, no ha escondido la dureza de la noticia.

“Se me hacen insoportables las imágenes del incendio de Notre Dame”, ha escrito en Twitter el secretario de la Conferencia Episcopal. A la vez que ha mostrado su apoyo a las tareas de reconstrucción, ha expresado que sus “ojos lloran con los parisinos y con la Diócesis hermana” y se encomienda a Nuestra Señora titular del templo catedralicio.

La iglesia madre del gótico español

Otras diócesis se han mostrado sentimientos similares. El cardenal Omella ha enviado un “abrazo fraternal al arzobispo de París” tras mostrar su “consternación” por lo sucedido tras los trabajos de restauración de la parte central del icónico templo.

Desde Burgos, la diócesis en su cuenta oficial de Twitter, considera la catedral parisina como “hermana” e, incluso, “madre” de la seo burgalesa que recoge muy bien en su estructura arquitectónica las huellas del gótico francés.

Mirando la reconstrucción

Fuera del ámbito eclesial, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha prometido el apoyo de España para la recuperación de la “grandeza del patrimonio” francés y ha definido lo sucedido como una “catástrofe” para Francia, España y el resto de Europa. “Las llamas arrasan 850 años de historia, de arquitectura, de pintura, de escultura. Será difícil olvidarlo”, ha escrito.

Para el líder del PP, Pablo Casado, es una “tristeza” ver “arder la Catedral de Notre Dame, un lugar de culto, emblema de París; una parte histórica de incalculable valor”.

Noticias relacionadas
Compartir