.


El Papa envía saludos a los obispos mexicanos y a la Unión Nacional de Padres de Familia

 

  • Previo a su CIII Asamblea Plenaria, los obispos del país asistieron como invitados a la Misa de acción de gracias con motivo del centenario de la Unión Nacional de Padres de Familia

obispos

Si bien la CIII Asamblea de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) iniciará este martes 25 de abril, cuando los 134 obispos mexicanos se reúnan en Casa Lago de Cuautitlán Izcalli, Estado de México, este lunes tuvieron un primer encuentro en la Basílica de Guadalupe, adonde acudieron como invitados a la Misa de acción de gracias con motivo del centenario de la fundación de la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF).

Al inicio de la celebración Eucarística, el Card. Alberto Suárez Inda leyó un mensaje del papa Francisco, enviado a través de la Secretaría de Estado del Vaticano, en el que saludó cordialmente a los obispos mexicanos, con motivo de su asamblea plenaria, así como a los miembros de la UNPF con ocasión del siglo de vida de dicha institución.

A estos últimos, el Santo Padre los exhortó a buscar “en el ejemplo de la familia de Nazaret la inspiración y el estímulo necesarios para seguir trabajando incansablemente a favor del fomento de los valores de la familia y en la edificación de una sociedad más solidaria, fraterna y justa, donde brille el amor de Dios”.

El Santo Padre también encomendó a los asistentes a la amorosa intercesión de la Virgen de Guadalupe, e impartió su bendición apostólica, la cual hizo extensiva a todos los que se unieron a la celebración.

En la homilía, Mons. Rodrigo Aguilar Martínez, obispo de Tehuacán, Puebla, recordó que la Constitución de 1917, aunque incluyó muchos beneficios de tipo social, al coartar la libertad de religión y de educación, provocó la reacción y fundación de la UNPF, con la misión de generar y motivar la participación social en los ámbitos familiar y educativo, mediante la acción organizada de los padres de familias, en lo cultural, jurídico, económico y político.

Dijo que a lo largo de un siglo no han sido pocos los retos que ha enfrentado esta organización, siendo el actual “el relativismo, conducido al extremo de la cultura líquida, en que no hay puntos firmes en los cuales apoyarse, ni siquiera la realidad sexuada de varón y mujer, pues nos invade la ideología de género”.

El Obispo de Tehuacán llamó a los miembros de la UNPF a velar por el cumplimiento de sus derechos, “sin descuidar el ejercicio de sus deberes, conscientes de la consistencia que da el hecho de que la familia esté fundamentada en el Matrimonio, y abierta a acoger y promover la vida humana; ayuden a que se ejercite el deber de los padres como los principales educadores de sus hijos; busquen las alianzas y sinergias de instituciones como la escuela, los empresarios, los gobernantes, los medios de comunicación y la Iglesia para una educación integral y trascendente”.

Al concluir la celebración Eucarística los obispos, encabezados por el Card. Francisco Robles, Presidente de la CEM y arzobispo de Guadalajara, se trasladaron a la Nunciatura Apostólica para sostener un encuentro con motivo del IV aniversario del pontificado del papa Francisco, y después se trasladarán a Casa Lago, donde mañana iniciarán oficialmente las actividades de la CIII Asamblea Plenaria.

Noticias relacionadas
Compartir