.


Rino Fisichella: “Anunciar el Evangelio no es un ejercicio teórico”

  • El presidente del Consejo Pontificio para la Nueva Evangelización presenta el proyecto Intergentes de Publicaciones Claretianas
  • “Queremos hacer llegar a la gente el tesoro que es nuestra fe”, explica Fernando Prado

El presidente del Consejo Pontificio para la promoción de la Nueva Evangelización, Rino Fisichella, considera que “anunciar el Evangelio no es un ejercicio teórico, sino una acción concreta y dinámica”. Bajo esta premisa, se dirigió a quienes asistieron a la puesta de largo del proyecto Intergentes de Publicaciones Claretianas, en la parroquia madrileña de Nuestra Señora del Espino. Intergentes actualiza las “hojas volantes” de san Antonio María Claret para explicar a un golpe de vista los sacramentos, las oraciones y el magisterio de Francisco.

Desde esta mirada creativa hacia el mundo de hoy, Fisichella subrayó la necesidad de “inculturar” la Palabra de Dios huyendo de la tentación de un “nuevo colonialismo” y buscando “formas nuevas” de hacer llegar a Jesús. “La Iglesia no puede ser eficaz en su obra de Evangelización si olvida cómo entrar en la cultura y cómo crear historia”, aseveró. Desde ahí, puso en valor Intergentes por utilizar “un lenguaje simple que se acerca a todos y que permite orar, reflexionar y acercarse a la fe”.

El arzobispo vaticano defendió la apuesta del Papa Francisco de sumar un “carácter social de la evangelización para transformar el mundo, con una opción preferencial por los pobre”. De la misma manera, dedicó gran parte de su intervención a subrayar la importancia de hacerse presente en el mundo digital, principal espacio de comunicación para los jóvenes.

Pablo VI como referente

“Que la Iglesia existe para evangelizar es una sentencia tan simple como lapidaria”, subrayó Fisichella, que se remontó a Pablo VI para defender que “está llamada a seguir difundiendo en el mundo la palabra de salvación”. “La evangelización se puede resumir en una sola frase: Cristo ha resucitado”, apuntó, a la vez que mostró cómo resulta necesario mostrar “signos de esperanza” para “devolver la confianza a nuestros contemporáneos y alejarles del abismo”.

“Pueden comprender la paciencia que he llegado a tener después de estar quince años entre los políticos”, bromeó sobre su trayectoria como capellán del Parlamento italiano.

Estructura capilar

Por su parte, el director de Publicaciones Claretianas, Fernando Prado, detalló cómo Intergentes “quiere hacer llegar a la gente de nuestro país, este tesoro que es nuestra fe, un proyecto evangelizador”. “La idea es que a través de la estructura capilar que tiene la Iglesia -parroquias, santuarios, centros escolares…- se vehiculen estos desplegables”, añadió.

En esta misma línea, Prado expresó que “el Espíritu Santo sigue haciendo posible la evangelización”, señaló, a la vez que hizo un llamamiento “para no dejarnos llevar por los profetas de calamidades”.

El acto estuvo apadrinado por el cardenal claretiano Aquilino Bocos y, entre los asistentes, se encontraban el obispo de Santander, Manuel Sánchez Monge, así como el director de Instituto Juan Pablo II de Madrid, Manuel Arroba.

Noticias relacionadas
Compartir