.


Las diócesis de Barcelona y Vic suspenden a cuatro sacerdotes y un diácono de la extinta asociación Seminari Poble de Déu

  • Los cinco consagrados están siendo investigados por la Congregación para la Doctrina de la Fe
  • Los miembros de la comunidad mixta permitían las relaciones sexuales al no considerarlas pecado

Santuario de Montblanc

Las diócesis de Barcelona y de Vic han suspendido de sus funciones públicas a cuatro sacerdotes y a un diácono de la extinta asociación Seminari Poble de Déu. Los cinco consagrados están siendo investigados por la Congregación para la Doctrina de la Fe, pues permitían en su comunidad mixta las relaciones sexuales al no considerarlas pecados. Según ha avanzado El País, el Vaticano ha llevado a los tribunales canónicos a 17 curas en Cataluña en relación a este grupo, que operó entre 1977 y 2017.

En un comunicado hecho público ayer, 14 de abril, la Conferencia Episcopal Tarraconense ha confirmado que los sacerdotes están siendo investigados desde 2013 “en cuanto a sus opiniones doctrinales y a su aplicación en la vida cristiana”. De hecho, el 15 de abril de 2017 fueron instados a abandonar el santuario de la Sierra de Montblanc donde residían, cuando el cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, extinguió la asociación canónicamente.

Presunción de inocencia

Las diócesis catalanas han pedido también en su escrito esperar a la decisión del tribunal canónico y “preservar el derecho a la buena fama y a la presunción de inocencia” de los implicados. Al mismo tiempo, han asegurado que los obispados “siempre han aplicado escrupulosamente lo que establece la Santa Sede en estos casos” y que, si se descubren indicios de responsabilidad penal, lo comunicarán a la justicia ordinaria.

La entidad estaba formada hasta que fue disuelta por poco más de 80 miembros, teniendo presencia en cuatro de las diócesis catalanas: Vic, Tarragona, Urgell y Barcelona, ​​además de Bilbao y Valledupar (Colombia).

Noticias relacionadas
Compartir