Ruta de las Iglesias Fernandinas: viaje a la Córdoba de la Reconquista

Rutas Fernandinas Córdoba

El Cabildo Catedral de Córdoba lanzó hace poco más de dos meses una propuesta singular: la Ruta de las Iglesias Fernandinas. “Nos ha sorprendido muy satisfactoriamente su acogida. Solo entre el 31 de noviembre y el 31 de enero, es decir, en plena temporada baja y sin apenas difusión, ya la han recorrido más de 10.000 personas”, revela José Juan Jiménez Güeto, canónigo portavoz del Cabildo. Este viaje a los templos del siglo XIII lo es, evidentemente, a la Iglesia y a la Córdoba de la Reconquista de Fernando III el Santo. “Era una Iglesia de espíritu militante, partícipe y muy activa en la construcción de la nueva ciudad, que tenía su corazón en la Mezquita-Catedral y de ahí se fue expandiendo”, añade Jiménez. “Una Iglesia también de compromiso social, porque nunca se ocultó –prosigue–. Una Iglesia con coraje, viva siempre, valiente”.

Por eso, el canónigo portavoz afirma que “el objetivo fundamental de esta ruta es evangelizar a través del patrimonio cultural que hereda la Iglesia en Córdoba”. En cierto modo, Jiménez asume que el Cabildo Catedral tenía el deber de difundirlo: “Están en una zona muy cerca de la Mezquita-Catedral que es parte del casco histórico, la Axerquía, donde contamos con siete templos extraordinarios que tienen origen en la época de Fernando III el Santo. Algunos de ellos, incluso, han sido mezquitas en su momento. Nuestra tarea era mostrarlos, que todos los visitantes de la Mezquita-Catedral pudieran conocerlos con detalle”. Y es que el acceso a este itinerario monumental está incluido en la entrada al conjunto monumental Mezquita-Catedral de Córdoba, que mantiene su precio de 10 euros. Los cordobeses no pagan.

8 templos

La iniciativa la integran ocho templos. Siete, los que proceden de época fernandina, están ubicados en el barrio de la Axerquía, que en el siglo XIII quedaba fuera de la Medina y sus murallas: San Francisco, San Pedro, Santiago Apóstol, Santa Marina, San Agustín, San Lorenzo y San Andrés. “Además, hemos incluido la iglesia del Carmen, en Puerta Nueva, que no es fernandina, sino netamente barroca. Pero que cuenta con el impresionante retablo de Juan Valdés Leal, una gran joya que está en el mismo entorno extramuros”, narra Jiménez. Todos están declarados Bien de Interés Cultural. “Y son visitables de lunes a viernes en horario de diez a dos y de tres a seis de la tarde –detalla–. Los fines de semanas está abiertos, siempre que no haya culto”.

“Hay un segundo objetivo con esta ruta: colaborar con la ciudad de Córdoba en la promoción de su desarrollo turístico y económico –expone el canónigo–. Además de la visita diurna a la Mezquita-Catedral, pusimos en marcha la visita nocturna, abrimos la torre campanario y ahora ofrecemos esta propuesta”. El Cabildo busca así contribuir a un impacto turístico más sostenible. “Intentamos corregir un déficit que tiene Córdoba, que son las pernoctaciones. Muchos vienen a la Mezquita-Catedral. En 2018 hubo 1.953.167 visitantes. Sin embargo, el segundo monumento más visitado, la Sinagoga, no llega a los 500.000. Esto significa que muchos turistas ven la Mezquita-Catedral y se marchan”, explica Jiménez. “Esta Ruta de las Iglesias Fernandinas –sigue afirmando– puede ayudar a que el turista piense quedarse en la ciudad y conocer todo el rico patrimonio de la ciudad”.

Lea más:
Noticias relacionadas
Actualizado
16/03/2019
Compartir