Habrá más mujeres dando clases en los seminarios españoles

Seminaristas durante una celebración

Los seminarios españoles contarán con equipos de psicólogos que atenderán a los candidatos al sacerdocio para ayudarles en su madurez afectiva, y también verán a más mujeres en sus aulas impartiendo clase a los jóvenes, según contempla la nueva ‘Ratio nationalis’ en la que están trabajando los obispos desde hace un par de años. El de la formación afectiva de los seminaristas “no es ni mucho menos el único tema que nos ocupa, pero sí uno de los que más interés ha concitado”, sobre todo a raíz de la crisis de los abusos sexuales en la Iglesia, reconoce a Vida Nueva Joan-Enric Vives, presidente de la Comisión Episcopal de Seminarios y Universidades.

Vives destaca la importancia de que la formación humana y espiritual de los seminaristas “deba contar con un apoyo de las ciencias humanas, porque es muy importante para el crecimiento humano, así como también para la formación para el celibato, que tiene que ser una opción madura, libre y voluntaria”. Por ello, añade, “en la nueva Ratio se animará a que los seminarios tengan equipos de psicólogos que apoyen la labor de los formadores, para trabajar en conexión con ellos. Serán como una unidad; no es que ahora los formadores tengan que ser psicólogos y psiquiatras”.

Relaciones “sanas” con el laicado

La nueva Ratio nationalis, que pretende adecuar la formación en los seminarios españoles a las directrices marcadas por la Congregación para el Clero en la ‘Ratio Fundamentalis Institutionis Sacerdotalis. El Don de la vocación presbiteral’, presentada en el año 2016, también contempla que haya más mujeres participando en la formación de los futuros sacerdotes, algo que venían reclamando ya algunos especialistas. “La Ratio insiste en que es positivo que en el itinerario formativo se den relaciones sanas con profesoras, con compañeras de estudio y con laicos y laicas que los seminaristas se van a encontrar en la iniciación pastoral en las parroquias. Se promueve todo ello para que maduren en un ambiente sano, pues los seminaristas van a ser pastores en un mundo donde lo femenino va a estar muy presente”, señala el obispo responsable de los seminarios españoles.

Aunque Vives reconoce que en la Ratio se insiste tanto en este aspecto de la presencia de mujeres como de psicólogos en los seminarios, asegura que ninguna de estas cuestiones es totalmente novedosa en la formación de los futuros sacerdotes en España. “Nuestros seminaristas ya frecuentan facultades de teología o centros de estudios donde hay profesoras. Y lo mismo sucede en algunas diócesis, donde hay delegadas diocesanas que se hacen presentes en los seminarios. Y la Ratio también subraya el aspecto formativo de la pastoral en la parroquia, donde los seminaristas se encontrarán con chicos y chicas, y donde trabajarán codo con codo con las mujeres. Y no se ordenará a nadie que no haya tenido esta formación en la parroquia”.

Lea más:
Noticias relacionadas
Actualizado
29/10/2018
Compartir