La Navidad vista a través de un espectáculo bíblico-musical

  • La obra “La Bendición de la Navidad”, escrita por el sacerdote José de Jesús Aguilar, se presentará del 14 al 23 de diciembre en el teatro Hidalgo de la Ciudad de México

La Navidad no surgió a partir del anuncio del arcángel Gabriel a la Virgen María, sino que luego de que Adán y Eva pecaran en el paraíso, Dios concibió el plan de enviar a su Hijo al mundo para salvarlo. El Antiguo Testamento es, pues, la preparación de la Navidad.

Bajo esta primicia se presentará en el Teatro Hidalgo la Ciudad de México la obra “La Bendición de la Navidad”, escrita por el padre José de Jesús Aguilar, director de Radio y Televisión de la Arquidiócesis de México. Se trata de un espectáculo bíblico-musical que podrá disfrutarse sólo unos cuantos días: de 14 al 23 de diciembre.

En entrevista para Vida Nueva Digital, el sacerdote explicó que a través de los pasajes más importantes del Antiguo Testamento, los espectadores comprenderán que la llegada del Mesías se preparó de forma minuciosa y a través de muchos siglos.

“El proyecto de Dios para el ser humano –dijo– es que fuera feliz y viviera en unión con él eternamente, pero cuando el maligno tentó a Adán y Eva, como consecuencia del pecado original, el proyecto de Dios fracasó. Pero, en lugar de condenar al ser humano para siempre, Dios planeó enviar a su Hijo para salvarlo. Sin embargo, para ello, debía primero formar un pueblo y educarlo para que, llegado el momento, el Mesías pudiera venir al mundo”.

Aseguró que la formación del pueblo elegido, la historia de Abraham, Jacob y sus hijos; Moisés y el camino hacia la tierra prometida, el exilio del pueblo en Babilonia y, la palabra esperanzadora de los profetas, fueron pasos para que, un día, el arcángel Gabriel anunciara a la Virgen María que había llegado el tiempo prometido: la Navidad, y con ella, la plenitud de los tiempos.

Por una nueva evangelización

El padre José de Jesús Aguiar adelantó que participan en escena más de 20 actores, entre ellos Moisés Suárez, pero los protagonistas son: la Biblia y la Música. “La Biblia, porque se presentan los pasajes fundamentales del Antiguo Testamento que prepararon la llegada de Cristo. La Música, porque con diversos temas musicales se va hilando la historia de ‘La Bendición de la Navidad’. Entre ellos, un tema de José el Soñador, de Broadway; el Va Pensiero, de la ópera Nabuco, de Verdi; el Ave María de Shubert y el Niño del Tambor, entre otros más”. 

Tras señalar que la realización de la obra fue muy costosa por el número de actores y cantantes (un coro), además de la elaboración de pistas musicales y videos especiales para que la obra sea un espectáculo multimedia, el sacerdote consideró que “la nueva evangelización necesita de estos elementos para hacer que la gente se acerque a la Biblia y conozca a fondo el misterio de la Navidad, para que, conociéndolo, pueda agradecerlo, valorarlo y vivirlo”, dijo.

Explicó que a través de recursos como el teatro, se puede lograr un acercamiento a las Sagradas Escrituras de una forma amena y pedagógica. “Es mucho más que una obra y mucho más que un concierto. Une el misterio de la Navidad al de la Pasión de Cristo, ya que ayuda a comprender que el niño Dios, nació para padecer por la humanidad. Además, hace presente a los Reyes Magos que parecen ser desbancados por la figura de Santa Claus”, dijo.

Actualizado
13/12/2017
Compartir