.


José Lorenzo, redactor jefe de Vida Nueva
Redactor jefe de Vida Nueva

¿Racanería episcopal con las víctimas?


Compartir

Ni un euro para las víctimas de abusos. Al contrario de otras Iglesias que sí contemplan una partida económica, en España no se ha pensado en que, además de la necesaria petición de perdón, fundamental, hay personas a las que se les ha destrozado la vida y que, como poco, necesitan terapias largas y costosas que las ayuden en la reparación de todo lo reparable.

“Las indemnizaciones no están contempladas” en el borrador del decreto para la protección de los menores y las personas vulnerables que ya ha ultimado la Conferencia Episcopal, según reconoció Luis Argüello, después de unos requiebros periodísticos. Dejó en el aire el portavoz la sensación de que a él le gustaría que no fuese así. Tal vez no.

“El camino de la Iglesia en el asunto de los abusos, es un camino en marcha”, enfatizó en la rueda de prensa de clausura de la Plenaria, acompañado por el responsable de los asuntos económicos, quien, una vez más, tuvo que salir a negar que los obispos sí financian a la televisión del Episcopado con los fondos de la asignación tributaria. En esas circunstancias, la ausencia de una partida específica para las víctimas resultaba más descarnada.

luis-arguello-fernando-gimenez-barriocanal

La Conferencia Episcopal y las diócesis aún pueden subsanar el error. Tal vez se contemplen caso a caso. No han sido especialmente beligerantes las víctimas españolas en este aspecto, a diferencia de las de otros países. De ahí que dar ese paso ennoblecería la postura eclesial, hasta hace pocos meses, absolutamente negacionista con el tema de los abusos. Es cierto que podría producirle un quebranto económico (además de los Franco, otros podrían dejar de marcar la X), pero ganaría enteros en credibilidad. Y eso es algo que ni siquiera sus medios de comunicación han conseguido darle hasta ahora.

Lea más: