Via Crucis

Las nuevas cruces de la sociedad hiperconectada, en el Via Crucis más joven del Coliseo

  • El papa Francisco, en su oración final, propone la vergüenza, de arrepentimiento y esperanza del ‘buen ladrón’ que ‘honestamente ha robado el paraíso’
  • Las meditaciones, escritas por jóvenes estudiantes, han reflexionado sobre la indiferencia ante las injusticias, los sufrimientos cotidianos, los fracasos o el aislamiento provocado por las redes sociales