Un argentino será el nuevo nuncio apostólico en Colombia

  • Luis Mariano Montemayor asumirá la representación de la Santa Sede, vacante desde el 7 de julio, cuando se anunció el traslado de Ettore Balestrero a la República Democrática del Congo
  • El diplomático nació en Buenos Aires, es arzobispo titular de Illici, y ha sido nuncio en varios países africanos

A primera hora de este 27 de septiembre, los colombianos han recibido la noticia del nombramiento de Luis Mariano Montemayor, arzobispo titular de Illici, como nuevo nuncio apostólico. Así lo han notificado, simultáneamente, la oficina de prensa del Vaticano y la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC).

Dos coincidencias

De entrada, dos detalles llaman fuertemente la atención del diplomático de 62 años que asumirá la representación pontificia en Colombia. Por una parte, su origen argentino, nacido en Buenos Aires, donde se ordenó sacerdote en 1985, incardinándose a la arquidiócesis de Buenos Aires que lideraba Jorge Mario Bergoglio antes de su elección como Papa el 13 de marzo de 2013. Por otra parte, la inusual coincidencia de que hasta ahora se halla desempeñado como nuncio apostólico de la República Democrática del Congo, justamente el nuevo destino de Ettore Balestrero, su predecesor en Colombia.

Montemayor es doctor en derecho canónico e ingresó al servicio diplomático de la Santa Sede en 1991. Domina cinco lenguas: español, portugués, italiano, inglés y francés.

Trayectoria diplomática

El nuevo nuncio apostólico en Colombia ha hecho parte de la sección de relaciones con los Estados de la Secretaría de Estado del Vaticano, y ha prestado sus servicios en representaciones pontificias en Etiopía, Brasil, Tailandia. Además, en 2008, fue delegado apostólico de Mauritania. Ese mismo año recibió la consagración episcopal.

Antes de su nombramiento como nuncio apostólico de la República Democrática del Congo, había sido nuncio en otros países africanos: Senegal, Guinea-Bissau y Cabo Verde.

Mientras que se aguarda la fecha en la que Montemayor tomará posesión de su nueva misión diplomática en Bogotá –sede de la nunciatura–, es posible que los católicos colombianos se pregunten cómo será tener un Papa y un nuncio argentinos.

Noticias relacionadas
Actualizado
27/09/2018
Compartir