Francisco al Foro Interreligioso: “Cualquier desarrollo económico ha de tener en cuenta la dignidad del ser humano”

  • ‘Construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible: la contribución de las religiones para un futuro digno’ es el lema del encuentro celebrado en Argentina
  • El Papa señala que “diálogo no significa renunciar a la propia identidad sino estar dispuestos a salir al encuentro del otro”

En Buenos Aires, (Argentina), se está celebrando el Foro Interreligioso G20, bajo el título: ‘Construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible: la contribución de las religiones para un futuro digno’. El Papa les ha mandado un mensaje que se ha hecho público hoy.

Desafíos

El Santo Padre se ha dirigido a los presentes para que “profundicen en el papel de las religiones y su aportación específica en la construcción de un consenso, para un desarrollo justo y sostenible que asegure un futuro digno para todos”.

Sin olvidar que los desafíos a los que “nos enfrentamos son difíciles, afectan a tantos hermanos nuestros desamparados y olvidados y también amenazan el futuro de la humanidad entera. Y los hombres de fe no podemos quedar indiferentes ante estas amenazas”.

Diálogo

El Pontífice escribe del “aporte fundamental al mundo, que hacen las religiones, que es el de ser capaces de mostrar la fecundidad del diálogo constructivo para encontrar, entre todos, las mejores soluciones a los problemas que nos afectan a todos. Un diálogo que no significa renunciar a la propia identidad sino estar dispuestos a salir al encuentro del otro, porque no es posible construir una casa común dejando de lado a las personas que piensan distinto”.

En un mundo en el que se consolida el dominio de los intereses económicos “pienso que las religiones tienen un gran papel que desempeñar, sobre todo gracias a esa ‘mirada’ nueva sobre el ser humano, que viene de la fe en Dios creador del hombre y del universo”, escribe Francisco. “Cualquier intento de buscar un auténtico desarrollo económico, social o tecnológico, ha de tener en cuenta la dignidad del ser humano”.

“Todos somos necesarios”

Y exhorta a los participantes del Foro a que “ofrezcamos una manera nueva de mirar a los hombres y a la realidad, ya no con afán manipulador y dominante, sino con respeto de su propia naturaleza”.

El Papa concluye su escrito haciendo un llamamiento a “proteger nuestra casa común mediante la preocupación por toda la familia humana. Una invitación urgente a un nuevo diálogo sobre cómo estamos construyendo nuestra sociedad, en la búsqueda de un desarrollo sostenible y convencidos de que las cosas pueden cambiar”. Y añade “todos somos necesarios en esta labor”.

Actualizado
26/09/2018
Compartir