La Iglesia colombiana quiere seguir “coloreando la paz”

  • La 31ª edición de la Semana por la Paz apuesta por “seguir dando pasos” a favor de la reconciliación de los colombianos
  • “Tenemos que acallar las divisiones entre nosotros mismos y en nosotros mismos para conseguir la paz”, ha propuesto el secretario general del episcopado

“Hay vida, hay esperanza. Sigamos coloreando la paz”. Bajo este lema, el pasado 16 de agosto el Secretariado Nacional de Pastoral Social (SNPS) y más de 100 movimientos y organizaciones eclesiales, sociales, comunidades e instituciones, realizaron el lanzamiento oficial de la Semana por la paz, que en su edición 31 se llevará a cabo del 2 al 9 de septiembre.

Campanazo por la paz

En el acto, que tuvo lugar en el auditorio Regina Apostolorum de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), se anunció la realización de más de 500 actividades programadas en todo el país, donde las parroquias tendrán una participación importante, especialmente en el “campanazo por la paz” (el 9 de septiembre) y en el “coloreatón por la vida” (el 7 de septiembre), que consistirá en una jornada cultural simbólica y de movilización frente al asesinato de líderes sociales en Colombia.

Durante la apertura, el secretario general de la CEC, Elkin Álvarez, agradeció a todas las organizaciones participantes que se han sumado a esta iniciativa, recordando que desde hace muchos años viene realizándose esta semana donde “reflexionamos, motivamos y discernimos caminos para que realmente podamos alcanzar la reconciliación y la paz en nuestro país”.

El obispo resaltó que este año la Semana por la paz está marcada por un contexto esperanzador, haciendo votos para que “esta semana realmente sintamos que se acerca o que damos pasos hacia la anhelada reconciliación y la paz fuerte y segura”.

Acallemos las divisiones 

En un llamado a construir la paz, invitó a todos los sectores a entenderla como “la concordia entre las partes disidentes, nosotros tenemos que acallar las divisiones entre nosotros mismos y en nosotros mismos para conseguir la paz”.

Por su parte, Héctor Fabio Henao, director del SNPS y, además, presidente del Consejo Nacional de Paz, recordó que hace un año, providencialmente, la Semana por la paz coincidió con la visita del papa Francisco y “recordamos que el Papa no solamente nos dijo dar el primer paso, sino que al irse de Cartagena nos dijo que había que seguir dando pasos, avanzando en el camino de la reconciliación y la paz”.

Asimismo, Henao anunció que en este año el Consejo Nacional de Paz realizó una serie de actividades con miras a crear unos lineamientos que “sirvan de política pública sobre la paz y reconciliación en el país, que serán entregados al Alto comisionado para la paz de las Naciones Unidas, Miguel Ceballos y al gobierno en los próximos días”.

Avanzar hacia la paz

El director de Cáritas Colombiana también mencionó las inquietudes que genera el camino de la construcción de la paz, la reconciliación y la convivencia, haciendo eco a la petición del pasado 26 de julio –por parte del Consejo Nacional de Paz– de no detener las conversaciones y avanzar hacia la paz en la mesa de diálogos entre el Gobierno y el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

En un claro mensaje a las partes, imploró que “el asesinato, secuestro, la estigmatización, la desaparición forzada, el desplazamiento, la tortura y otras violaciones a los derechos humanos e infracciones al derecho internacional humanitario sean definitivamente superados”.

Para el cierre del evento, Diego Bautista, delegado del Alto Comisionado para la Paz, resaltó el valor  de los esfuerzos de la CEC en materia de paz, señalando que “ha sido esta una casa abierta para hacer las discusiones, recoger todos los clamores de algo tan fundamental como lo es la paz”. 

La responsabilidad del Estado

El funcionario de Naciones Unidas hizo lectura de un mensaje enviado por el Alto Comisionado para la Paz en Colombia, Miguel Ceballos, quien anunció que  el nuevo gobierno de Iván Duque “dará especial atención al seguimiento de las obligaciones asumidas por el Estado, relacionadas con los miembros reincorporados de las FARC”.

“Más allá de todos los vientos a favor o en contra del tema de la paz, esta Semana sigue siendo un espacio de reflexión y la conferencia episcopal y todas las organizaciones que apoyan, contribuyen a que este no sea un tema coyuntural sino estructural a la sociedad colombiana”, puntualizó el emisario.

Noticias relacionadas
Actualizado
18/08/2018
Compartir