“Siete novias para siete hermanos”, la fuerza del matrimonio

El sacerdote italiano Marco Marelli trae a México esta obra de teatro que da cuenta del valor del amor, de la fidelidad y del compromiso

En 1850, en Oregon (Estados Unidos), Adam decide ir a la ciudad en busca de una esposa. Allí encuentra a Milly, quien acepta casarse con él ese mismo día. El nuevo matrimonio decide vivir en la casa de Adam, en el bosque, pero lo que no sabe Milly es que su marido es el mayor de seis hermanos, y que todos viven juntos en la misma cabaña. Con el tiempo, Milly ayuda a los rudos montañeses a depurar sus poco educados modos. La influencia de una presencia femenina en la casa es tan positiva, que los seis hermanos solteros sienten la necesidad de imitar el ejemplo de Adam, por lo que todos se disponen a ir a la ciudad para encontrar a sus respectivas esposas.

A grandes rasgos, esta es la historia de la obra de teatro: “Siete novias para siete hermanos”, que el sacerdote italiano Marco Bruno Marelli ha traído a la Ciudad de México, con una espectacular puesta en escena de canciones y coreografías. La obra tiene como mensaje central la fuerza de la familia, la ayuda entre hermanos, el amor que supera las dificultades y el compromiso para siempre.

En entrevista para Vida Nueva, Marelli –quien pertenece a la Diócesis de Brescia, pero que desde hace algunos años realiza su ministerio en la Arquidiócesis de México–, califica la trama como “épica” porque –dice–, la inspiración llega de un evento que aconteció en la antigua Roma: los romanos, rudos hombres que no tenían mujeres en los primeros tiempos de la historia de Roma, fueron al pueblo cercano y secuestraron a las sabinas, pero después, entre romanos y sabinas nació un amor que construyó la ciudad y la historia. “La obra destaca principalmente el valor del amor, de la fidelidad y del compromiso”, asegura.

El miedo al matrimonio

Para el sacerdote, el matrimonio ha sido siempre algo muy importante; de hecho –asegura– hoy en día muchos jóvenes aún lo tienen como una etapa fundamental de su vida, creen con fuerza en el matrimonio y se preparan con entusiasmo para este sacramento.

Sin embargo –explica– casarse en la actualidad es mucho más que un reto, sobre todo porque parece que la sociedad obliga a los jóvenes a dar respuestas a necesidades que no siempre son pilares para una nueva familia: fiestas, dinero, seguridad.

Reflexiona: “Casarse es un salto que se hace en el amor, y saltar también en una situación que no siempre es clara, pero se aclarece con el amor que puede crecer cada día. Hoy parece que el amor no puede más que disminuir, pero quien se ama, sabe cómo el secreto del amor es maravillarse cada día de la persona que el Señor ha puesto a tu lado. Se encuentra una persona por una buena ocasión, pero se comprende que se ama por vocación”.

El arte “salva” a las personas

Para el padre Marco Marelli, no cabe duda que el teatro, y todo lo que concierne, es una  manera de ayudar a los jóvenes a sacar lo mejor de sí mismos: seguridad, complicidad, reglas, pues un actor necesita sacar lo peor de su personalidad, y comienza a amar el personaje que interpreta, y también el mensaje que está detrás de cada actuación. “Es también una manera cultural y placentera de vivir el tiempo libre, con empeño y compromiso. El arte ‘salva a las personas’, ya que, quien hace arte, puede mirar los valores más altos, y así acercarse al Evangelio”.

Finalmente, sobre su experiencia como productor de esta obra teatral, el padre Marelli asegura que nadie puede quitar el tiempo precioso que se comparte en las horas de ensayo, donde nacen amistades, confianza y cercanía: “Se crece juntos, se disminuyen los defectos y se vive la comunión para llegar a realizar un proyecto que tiene también una etapa final, que es la presentación y las funciones. Se camina juntos, y siempre se agradece este tiempo compartido que se queda para siempre como fuerte experiencia en tu vida”.

La funciones serán en el Teatro Isabela Corona:

Sábado 18 de agosto.  19:00 hrs.

Domingo 19 de agosto. 16:30 hrs.

Sábado 25 de agosto. 19:00 hrs.

Domingo 26 de agosto. 16:30  hrs.

Informes a los teléfonos: 55129587, 55291964 ó 5512-3841.

Noticias relacionadas
Actualizado
01/08/2018
Compartir