El Papa, a los valencianos por acoger al Aquarius: “Me habéis conmovido. Os felicito”

  • El cardenal Antonio Cañizares ha transmitido un mensaje de agradecimiento papal por la generosidad de la archidiócesis
  • “La caridad es el ejemplo que el mundo necesita para creer”, asegura el arzobispo de Valencia

El cardenal Cañizares, en una foto de archivo arzobispo de Valencia Antonio

El cardenal de Valencia, Antonio Cañizares, ha hecho un comunicado público para agradecer a toda la Iglesia valenciana los gestos de apoyo y solidaridad que han mostrado, en colaboración con el Gobierno nacional, regional y local, para ofrecerse como tierra de acogida del buque Aquarius.

Estas palabras del arzobispo contienen también el mensaje que le transmitió el papa Francisco, en la audiencia que ambos mantuvieron en el día de ayer, en Roma. “El Santo Padre me ha dicho que os comunique a todos estas palabras suyas: ‘Me habéis conmovido. Os felicito y agradezco a la diócesis de Valencia la prontitud y generosidad con que habéis reaccionado”.

De su propio puño, el cardenal escribe, “lo del Aquarius, ha sido como un golpetazo que ha sacudido nuestras conciencias y nos ha puesto en pie para atender a los que llaman a la puerta del corazón y a la conciencia colectiva de pueblos y naciones. Y llaman a las gentes de buena voluntad, y llaman sobre todo a la conciencia humanitaria y cristiana”.

La Diócesis de Valencia ofreció su ayuda desde el primer momento

“La comunidad diocesana ha puesto, desde el inicio, cuanto esté en sus manos a disposición de los 629 hermanos que llegan y llaman a sus puertas, sin escatimar nada, sin mirar al tendido ni a nadie que le aplaudiese, guiada únicamente de su fe y de su conciencia cristiana”, señala el cardenal valenciano.

Cañizares, conmovido, agradece a toda a Diócesis su colaboración: “Os digo a todos: gracias, un millón de gracias. Hemos de mantenernos en esa caridad, ese es el ejemplo que el mundo necesita para creer, el de estar con el pobre, no de palabra sino con hechos y obras de caridad”. Y cita, de nuevo, las palabras que le transmitió Bergoglio: “Ése es el camino; no lo abandonéis nunca; manteneos firmes en la caridad, en el buen ejemplo y en la luz y buen sabor de la caridad y de las obras de caridad”.

Noticias relacionadas
Actualizado
15/06/2018
Compartir