La nueva fórmula PISA: apostar por los maestros para frenar la desigualdad

  • La OCDE presenta en Madrid el informe ‘Competencias en Iberoamérica’ de la mano de la Fundación SM
  • “En España no se está apostando por mejorar el profesorado en las zonas más desfavorecidas”, advierte Andreas Schleicher

Estudiantes de Zaragoza en el examen de selectividad 2018/EFE

“Si venimos de una familia rica, tenemos muchas oportunidades. Si venimos de una familia pobre, la única oportunidad en el vida para salir adelante es una buena escuela”. Es la premisa que deja a su paso por Madrid el director de Educación y Competencias de la OCDE, Andreas Schleicher, para presentar el informe ‘Competencias en Iberoamérica: Análisis de PISA y TALIS’, que evalúa la profesión docente en la región y proporciona recomendaciones para crear sistemas de aprendizaje más equitativos.

Con los datos de PISA en la mano, Schleicher apuntó que “el hecho que los colegios tengan más o menos autonomía para elegir sus docentes no resulta determinante para que los alumnos tengan mejores resultados. Sí resulta relevante que el director esté verdaderamente comprometido con sus profesores para hacer énfasis en su desarrollo profesional y su implicación en el aula”.

La experiencia del maestro

De la misma manera, también tiró por tierra el hecho de que una educación de calidad vaya ligada al número de alumnos del aula, si bien sí hizo hincapié de nuevo en el papel del profesorado, considerado fundamentales dos variables en la mejora de los resultados académicos: la mayor o menor experiencia del maestro y la fluctuación-estabilidad del claustro de profesores en un centro. “Lamentablemente la mayoría de los países mandan a los maestros con menos experiencia a las escuelas más difíciles”, comentó.

Sobre el perfil del profesorado, el director de Educación y Competencias de la OCDE  señaló que “en España ni son los licenciados más preparados ni los peor preparados, están dentro de la media”, de la misma manera que señaló que “dar un gran sueldo no es determinante para garantizar que tenemos a los mejores educando a nuestros hijos. Por eso, las políticas públicas pueden tener una gran incidencia, si se orientan a ofrecer oportunidades de crecimiento profesional para los docentes”.

El director de Educación y Competencias de la OCDE, Andreas Schleicher, junto al presidente de la Fundación SM, Javier Palop

El director de Educación y Competencias de la OCDE, Andreas Schleicher, junto al presidente de la Fundación SM, Javier Palop

“En la mayoría de los países están dando más recursos, se está apostando por mejorar el profesorado en las escuelas de zonas más desfavorecidas. Pero en España es a la inversa. Aquí vemos una gran brecha entre la apuesta de las políticas educativas en España y los países de OCDE”, sentenció, subrayando que “España tiene que hacer un esfuerzo para ubicar a los profesores con más talento en las escuelas más complicadas”.

Pero, ¿cómo lograrlo? “La forma más eficaz de hacerlo es con una promoción de su carrera, de apuesta por su formación. Estos mecanismos puede ser intelectualmente atractivo a un maestro para incentivarle. Mejorar el sueldo puede ayudar, pero no es determinante ni la única solución para a atraer a los profesores a estos colegios e institutos“, respondió Schleicher.

Frente a esto, el experto en PISA aseveró que “se pueden rectificar las desigualdades de oportunidades entre los alumnos si se asignan profesores con un elevado nivel de calidad, y no simplemente más profesores a las escuelas con mayores dificultades”.

Cambio real en los sistemas

“Mejorar la educación en Iberoamérica es vital para nosotros, creemos que el papel de profesores y maestros es imprescindibles para que se produzca un cambio real en los sistemas educativos”, explicó el presidente de la Fundación SM, Javier Palop, que respaldó la presentación de este nuevo estudio.

“Tenemos una especial preocupación por el bienestar profesional de los docentes, porque tiene relación directa con el reconocimiento de una profesión que es clave para el desarrollo de nuestra ciudadanía futura”, añadió el presidente de la fundación SM, valorando cómo “en algunos países vemos brotes verdes centrados en la innovación educativa”. “Ojalá que podamos ofrecer y crear las condiciones necesarias para que los más desfavorecidos puedan salir adelante y alcanzar un desarrollo integral de sus personas de un modo satisfactorio”, subrayó Palop.

Noticias relacionadas
Actualizado
11/06/2018
Compartir