Tres películas para el fin de semana (13-15 de abril de 2018)

Cada viernes, ‘Vida Nueva’ te acerca sus recomendaciones en pantalla grande (o no tanto)

Fotograma de 'El buen maestro'

El estreno de la semana: ‘El buen maestro’

Diversas circunstancias obligan al profesor Foucault (no parece causal que el protagonista comparta apellido con el ilustre pensador francés) a dejar sus clases de literatura en un prestigioso liceo de París para trabajar en un instituto bastante más conflictivo de la banlieue (esos suburbios del extrarradio de las grandes ciudades del país vecino).

Olivier Ayache-Vidal debuta en la dirección de largometrajes con una reflexión sobre el modelo educativo de las sociedades occidentales y el fracaso al implantarlo en los barrios marginales. Una realidad escolar que saca a relucir tópicos como la brecha entre clases, la soberbia e hipocresía de unos frente a la resignación de otros, talentos desperdiciados por culpa del entorno o el habitual tránsito de la hostilidad al aprecio en la relación docente-alumnos.

Con un discurso sincero, a ratos irónico y casi siempre didáctico, esta nueva “misión pedagógica” cumple con su propósito de sensibilizar e interpelar a la comunidad educativa. Pero que nadie, tampoco los cinéfilos, busque una reedición de La clase (2008) y su afilada crítica al sistema.

Todavía en cartelera: ‘El Cairo Confidencial’

Una muerte en extrañas circunstancias, una víctima, un asesino, una testigo, varios sospechosos, un móvil y un policía al mando de la investigación. En vísperas del estallido de la Primavera Árabe en el país (enero de 2011), Tarik Saleh reúne en el hotel Hilton de El Cairo todos los ingredientes del cine negro en un thriller de intriga y suspense que roba el aliento al espectador.

Inspirándose en un truculento suceso ocurrido años antes en Dubai, el realizador sueco de origen egipcio aprovecha las pesquisas de su protagonista para desnudar las miserias de una sociedad en crisis. Amenazas, chantajes, sobornos, ajustes de cuentas, persecuciones… trazan el retrato hiperrealista y descorazonador de un universo anegado por la corrupción, la impunidad, el clientelismo y la explotación de los más indefensos.

Sundance y la Seminci premiaron la indudable vocación de denuncia de esta cinta de corte clásico, cuyas conexiones y relaciones, usos y abusos, ponen de manifiesto que la justicia y la dignidad también corren peligro de muerte en la patria de estos nuevos faraones. No se la pierdan.

Ya en DVD: ‘Una vida a lo grande’

Matt Damon es Paul, un hombre que cae en la cuenta de que llevaría una vida mejor si ¡encogiese!, pues tendría todo lo necesario para su día a día pero en mayor cantidad. Esta solución extrema, ideada por científicos noruegos para proteger el planeta del consumismo atroz y la sobrepoblación, le permitiría ser más feliz empleando menos recursos.

Sobre esta original ocurrencia, el director de Entre copas (2004), Los descendientes (2011) o Nebraska (2013) construye una sátira futurista de sabor agridulce con este nuevo Gulliver como protagonista. Un tipo para el que “no hay sueños pequeños”, pero que no tardará mucho en descubrir que ese paraíso prometido no es exactamente como él se lo imaginaba, que no está a salvo de decepciones. También por parte de sus seres queridos.

Mezcla de comedia y drama, aunque salpicada de momentos brillantes, la última película del casi siempre audaz Alexander Payne combina elementos tan dispares que su distópica propuesta pierde fuelle a medida que la historia se encamina hacia su desenlace, bastante menos ingenioso y más caótico que su interesante punto de partida.

Actualizado
13/04/2018
Compartir