La Iglesia percibe del IRPF una cifra récord: 256,21 millones de euros en 2016

Fernando Giménez Barriocanal, vicesecretario de Asuntos Económicos de la Conferencia Episcopal Española

La Iglesia recauda más dinero con el IRPF, pero pierde declarantes, como ya avanzó Vida Nueva. En concreto, aumenta en un 2,83% la cantidad destinada por los contribuyentes a través de la casilla de la Declaración de la Renta de 2017 (33,54%), correspondiente a la actividad económica desarrollada en 2016. Por contra, 234.768 personas dejan de dar su apoyo a la institución, es decir, un 1,39% menos. No obstante, esta cifra se sitúa en números totales en 7.112.844. Teniendo en cuenta las declaraciones conjuntas, 8,5 millones de contribuyentes destinan a la Iglesia el 0,7% de sus impuestos.

“No conozco ninguna realidad sociopolítica que aglutine a tantas personas”, ha dicho hoy, 20 de marzo, en rueda de prensa Fernando Giménez Barriocanal, vicesecretario de Asuntos Económicos de la Conferencia Episcopal Española. Sin embargo, ha manifestado que no está “contento ni satisfecho” con los datos, porque “el descenso demuestra que tenemos que seguir explicándole a los españoles para que usamos su dinero”.

La Conferencia Episcopal percibirá una cifra récord: 256,21 millones de euros, lo que suponen 7 millones de euros más que en el ejercicio anterior, y el montante más alto desde que se inició el actual sistema de financiación en 2007. De hecho, la media de subida anual se sitúa en el 0,58%.

Mejora de la situación económica de España

El aumento de la cantidad que los españoles destinan a favor de la Iglesia se debe a la evolución de la situación económica, como ha señalado Barriocanal durante su comparecencia ante los medios.

En la declaración de 2017, ha aumentado en 600.000 el número de declaraciones en las que no se marcó ni la casilla de la Iglesia ni la de Otros fines sociales. “Gran parte de la culpa la tenemos nosotros, por no haber sabido explicar bien a la sociedad para qué se destina ese dinero con el que ningún declarante paga más ni se le devuelve menos”, ha hecho hincapié Barriocanal.

En relación a los tramos de rentas declaradas, el número de declaraciones que asignan a la Iglesia aumenta entre las rentas situadas a partir de 30.000 euros brutos anuales (aproximadamente 2.000 euros netos mensuales) y ha descendido en los tramos anteriores a esa cantidad. En total, ha habido 23.672 declaraciones más entre los contribuyentes que declaran rentas superiores a 30.000 euros. En este sentido, el vicesecretario económico de los obispos ha resaltado que en 1,6 millones de declaraciones apenas se han generado 14.000 euros a favor de la Iglesia.

Un 2,5% más marca las dos casillas

El porcentaje de los contribuyentes que asignan su X a la Iglesia, que asignan también a la casilla de Otros Fines sociales ha aumentado un año más, pasando del 60% en 2016 al 62,5% en la declaración de 2017.

Por comunidades autónomas, en 13 de las 17 se ha producido un incremento de la cantidad recaudada (todas menos Aragón, Asturias, Andalucía y Extremadura), pese a que el porcentaje de asignaciones ha disminuido de modo similar en todas ellas. En porcentaje, las comunidades autónomas que más apoyan a la Iglesia son Castilla-La Mancha (45,94%), La Rioja (45,37%), Extremadura (44,70%), Murcia (43,96%) y Castilla y León (43,26%). Las provincias donde más se marca la casilla de la Iglesia, por encima del 45%, son: Albacete, Ávila, Badajoz, Burgos, Ciudad Real, Cuenca, Palencia, La Rioja y Jaén.

En números absolutos, las provincias que más contribuyen son Madrid, Barcelona, Valencia, Vizcaya, Sevilla, Murcia y Zaragoza. En relación al año anterior, los contribuyentes que más han aumentado esta aportación han sido los de Navarra (+1,661 millones), Madrid (+1,655 millones) y Barcelona (+1,303 millones).

En relación al sexo del declarante principal, hombres y mujeres marcan la X de manera similar. Un 35,32% de las mujeres marcan la X por un 32,54% de los hombres.

Noticias relacionadas
Actualizado
20/03/2018
Compartir