El Papa visitará en junio el Consejo Mundial de Iglesias en Ginebra: “Es un símbolo de esperanza”

  • Francisco viajará a Suiza el día 21 para visitar la sede del organismo en su 70 aniversario
  • Olav Fykse, secretario general del Consejo, celebra la noticia en una rueda de prensa junto al cardenal Koch
  • El Pontífice aprovechará el viaje para celebrar una misa y reunirse con las autoridades locales

El cardenal Koch con el secretario de la WCC en la sala stampa por el viaje a suiza del papa

Hoy, viernes 2 de marzo, la Santa Sede ha anunciado que el papa Francisco viajará a Suiza el próximo 21 de junio para el 70 aniversario del Consejo Mundial de Iglesias (WCC, por sus siglas en inglés). Poco después del anuncio se ha ofrecido una rueda de prensa en Roma en la que el cardenal Kurt Koch, presidente del Pontificio Consejo para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, ha dado más detalles junto al reverendo Olav Fykse, secretario general del WCC.

Como ha explicado el cardenal Koch, esta visita es un reconocimiento a la contribución del Consejo a la unidad de los cristianos. No es la primera vez que un Papa visita la Institución, ya que previamente lo hicieron el beato Pablo VI y san Juan Pablo II, si bien en esta ocasión el encuentro con el WCC es la parte central del viaje, algo que no ha ocurrido anteriormente.

Colaboración aunque sin pertenencia

Koch ha recordado que la colaboración entre el WCC y la Iglesia católica surgió durante el Concilio Vaticano II y ha seguido sin interrupción hasta hoy. Es cierto que la Iglesia no forma parte del grupo, aunque como ha apuntado el cardenal si existe cooperación entre ambas instituciones, especialmente con el consejo que el propio Koch preside y últimamente con el Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral por las recientes crisis migratorias. Esta colaboración se hace también palpable en las distintas publicaciones conjuntas, así como en la participación de importantes teólogos católicos en sus congresos.

Otras actividades conjuntas se centran en formación ecuménica y sobre todo –y Koch lo ha dejado bien claro– en la oración, que es lo más importante, así como el análisis de los problemas de nuestro tiempo y la búsqueda de respuestas a los mismos. Además, ha recalcado que por ejemplo las persecuciones “no son a católicos, luteranos o evangélicos, son a cristianos” y es toda la cristiandad quien debe estar involucrada en la lucha y la oración contra estas persecuciones.

Finalmente, ha anunciado que, aprovechando la visita, Francisco se reunirá con las autoridades suizas y a petición de la conferencia episcopal local celebrará una Misa con los fieles del país.

Un signo de esperanza

El reverendo Olav Fykse, por su parte, ha agradecido el viaje del Papa y ha explicado que ven esta visita “como un símbolo de esperanza para todos los que rezan por paz y justicia en un mundo dividido y los que rezan por la unidad y la misión de servir a Dios juntos”. Además es un gesto significativo que, considera, ayudará a tender puentes entre iglesias y anima a todos aquellos que llevan ya 70 años trabajando y rezando en el WCC.

Como conclusión, ha explicado que desde el Consejo ven al Papa como un líder no solamente católico, sino cristiano, ya que encarna los valores cristianos de hoy en día con los que todos nos sentimos identificados, como la crítica a ciertos aspectos del mundo económico o la defensa de la creación.

Noticias relacionadas
Actualizado
02/03/2018
Compartir