El Bangladesh que espera al papa Francisco: “Rica en nuestra pobreza”

  • El cardenal Patrick D’Rozario confirma a Crux que el Papa viajará a Asia del 23 de noviembre al 8 de diciembre **ACTUALIZADO: Del 27 de noviembre al 2 de diciembre
  • Apenas el 0,5% de la población es cristiana, pero subraya que “tenemos la riqueza del diálogo””

El primer cardenal de la historia de Bangladesh, creado por el papa Francisco en su afán por hacer protagonistas a las periferias, dice que los católicos del país están “alegres” esperando la llegada del Pontífice a finales de este año. El cardenal Patrick D’Rozario, arzobispo de Dhaka, confirma a Crux las fechas oficiales del viaje papal a Bangladesh y Myanmar: del 23 de noviembre al 8 de diciembre. **ACTUALIZADO: El Papa viajará a Asia el 27 de noviembre

Aunque es cauteloso con la confirmación de Myanmar como segundo destino asiático del Papa… Cuenta que citaría al cardenal Charles Bo, de Myanmar –otro purpurado creado por Francisco para el país por primera vez–, quien le dijo: “Hemos invitado al Santo Padre al páis, y esperamos que venga pronto”.

Formas de riqueza

En todo caso, D’Rozario no duda en expresar su entusiasmo por este viaje del Papa: “La Iglesia en Bangladesh está esperando con alegría la visita del Santo Padre, que viene como un líder religioso, como un peregrino”.

Los cristianos son apenas el 0,5% en Bangladesh, sobre una población de 170 millones y donde el 90% de la población es musulmana. En parte por un discriminatorio sistema a la hora del empleo, la pobreza entre los cristianos se extiende. A pesar de esto, el cardenal D’Rozario dice que cuando el papa Francisco llege al país el próximo noviembre, se encontrará con una Iglesia “rica en nuestra probreza”: “Bangladesh es una Iglesia de los pobres y para los pobres, pobre en Espíritu pero hay una riqueza en nuestra pobreza”.

Y aquí, el purpurado, de 73 años, enumera varias formas que toma, según él, la riqueza: “Hay una riqueza en nuestros valores, en nuestra cultura, en nuestra armonía religiosa, en el diálogo interreligioso, en nuesetra tradición, y riqueza en nuestros logros políticos y económicos”. “En Bangladesh, tenemos la riqueza del diálogo”, insiste D’Rozario, refiriéndose a las relaciones entre la mayoría musulmana y los hinduistas, budistas, cristianos y las demás religiones.

(*) Artículo original publicado en Crux. Traducción de Vida Nueva

Noticias relacionadas
Actualizado
31/07/2017
Compartir