El PP ve “imprescindible” apoyar la educación concertada

niños en el aula

La escuela católica celebra el compromiso en la ponencia del partido, pero echan en falta “una mayor concreción”

niños en el aula

RUBÉN CRUZ | El Gobierno se ha comprometido a hacer realidad el pacto de Estado por la educación en nuestro país. Lo ha evidenciado con la puesta en marcha de la subcomisión al respecto en el Congreso de los Diputados, que comenzará a trabajar este mes. El ansiado acuerdo, que el Ejecutivo se ha propuesto que deje de ser una quimera, es una prioridad también en el seno del Partido Popular tras la controvertida Ley para la Mejora de la Calidad Educativa. Así lo demuestra la ponencia sobre educación, innovación y cultura que se debatirá y aprobará en el 18º Congreso Nacional del partido, que se celebrará del 11 al 13 de febrero en Madrid.

En el apartado “pacto de Estado social y político por la Educación” se recogen 14 puntos que deben guiar el acuerdo. Uno de ellos, dedicado a la educación concertada: “Para que la libertad pueda ejercerse de la manera más eficaz resulta imprescindible apoyar decididamente la educación pública y la educación concertada, así como incrementar la capacidad de elección de las familias respecto a la educación de sus hijos analizando otras posibles fórmulas de ayudas”.

El texto, coordinado por la vicesecretaria de estudios y programas, Andrea Levy, ha recibido una buena acogida por parte de los representantes de la educación concertada. No obstante, lo reconocen como ambiguo. “Me parece positivo que hablen de la concertada dentro del apartado sobre el pacto, pero falta que se concrete”, indica José María Alvira, secretario general de Escuelas Católicas.

Por su parte, Jesús Pueyo Val, secretario general de la Federación de Sindicatos Independientes de Enseñanza (FSIE), se muestra escéptico: “Es una ponencia y se entiende como un marco general, pero echamos en falta una mayor concreción, ya que la generalidad de lo expuesto puede hacer que quede en un canto de sirena, máxime en la situación política en la que estamos”.

Para los representantes de este modelo educativo, es básico que el pacto por la educación se construya en base al Artículo 27 de la constitución –libertad de enseñanza–. “Es positivo que el PP haga estos pronunciamientos tan contundentes, que parten de la Carta Magna. Porque si tiene que haber un pacto educativo en el país, se tiene que basar en dicho artículo”, dice Pueyo Val. También reconoce como un avance que declaren que “el principio fundamental y vertebrador de su ideario es la defensa de la libertad. La pega que le ponemos es que hablan de garantizar y ampliar las libertades educativas, pero nos hubiera gustado que nos dijeran cómo”. De cualquier modo, “que hablen de libertad es más de lo que dicen otras formaciones”.

Con respecto a si esperan que 2017 pase a la historia como el año en el que se consiguió el pacto en materia educativa, Alvira sostiene que “las negociaciones van a llevar más de seis meses. La previsión de medio año hecha por el Gobierno tiene mucho de voluntarismo, y está muy bien proponerlo, pero, a decir verdad, un pacto de estas características requiere de más tiempo”. También considera que habrá que salvar el escollo de la asignatura de Religión, a la que los populares no hacen referencia en su ponencia y ante la que varios partidos han mostrado su desacuerdo. Así, Pueyo Val reconoce que “seis meses para un pacto es un plazo irreal. Lo más razonable será que se prorrogue, porque hay que invertir mucho tiempo en el diálogo, en el debate y en la negociación. En seis meses no es posible, salvo que hablemos de cuatro líneas generales y ambiguas que al final no sirvan para nada”.

Multa de 1.000 euros por arremeter contra la ley LGTB

La Comunidad de Madrid ha multado con 1.000 euros al director del colegio Juan Pablo II de Alcorcón, Carlos Martínez, por la carta remitida a los padres en la que comparaba la ley contra la LGTBifobia con el fanatismo terrorista. La Fundación Educatio Servanda, propietaria del colegio, ha explicado que “el director es sancionado por no aceptar ideas que ya han empezado a divulgarse en los colegios como que hay niñas con pene y niños con vulva”. Por ello, recurrirán la sanción.

Publicado en el número 3.018 de Vida Nueva. Ver sumario

 


LEA TAMBIÉN:

Actualizado
05/01/2017
Compartir