Sobre las beatificaciones de Tarragona: “La Iglesia no se olvida de ninguna víctima”

rueda de prensa sobre las beatificaciones de 522 mártires en Tarragona 14 octubre 2013

Los obispos aseguran que no hay “ninguna discrepancia de fondo” con la homilía del cardenal Amato

Tarragona beatificación de 522 mártires 13 octubre 2013

MIGUEL ÁNGEL MORENO | Un día después de la beatificación de 522 mártires del siglo XX en Tarragona, el secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE) y el arzobispo tarraconense han comparecido ante los medios para realizar unas valoraciones de la jornada. Ambos han insistido en que la Iglesia se dirige “a todas las víctimas”, y han comentado algunos de los aspectos que han podido resultar más polémicos en la homilía del cardenal italiano Angelo Amato, prefecto para la Congregación de las Causas de los Santos.

“La Iglesia no se olvida de ninguna víctima”, fue el primer mensaje que el secretario general de la CEE, el obispo Juan Antonio Martínez Camino, quiso trasladar en su valoración de los acontecimientos del fin de semana, después de los agradecimientos del arzobispo tarraconense Jaume Pujol, que destacó momentos “emocionantes”, entre los que glosó las charlas previas, las vísperas del sábado, la representación de la Pasión de San Fructuoso –primer mártir hispano, obispo de la Tarraco de la época romana- y la ceremonia.

El portavoz de la CEE quiso recordar que los obispos españoles ya hablaron en documentos precedentes del siglo XX como “el siglo de la violencia y las víctimas”, y que ninguna de esas “decenas de millones de víctimas” son olvidadas por la Iglesia.

“De esas víctimas la Iglesia reconoce a algunos, no a todos, de sus hijos que murieron por ser católicos, por creer en Dios. Y eso, después de un largo proceso que les permite llegar a los altares. Estos mártires van a ser en la historia una ocasión para que nadie se olvide de ninguna víctima”, afirmó el portavoz episcopal.

Preguntas sobre la homilía de Amato

Martínez Camino fue cuestionado por la prensa con respecto a las palabras del cardenal Amato en su homilía, cuando se refirió a un “período oscuro de hostilidad anticatólica de los años 30” en la que España –“vuestra noble nación”, en palabras de Amato– fue “envuelta en la niebla diabólica de una ideología que anuló a millares y millares de ciudadanos pacíficos, incendiando iglesias y símbolos religiosos, cerrando conventos escuelas católicas, destruyendo buena parte de vuestro precioso patrimonio artístico”.

Para el también obispo auxiliar de Madrid, las palabras fueron “seguidas con atención” por todos los presentes y “rubricadas con un gran aplauso”, aunque tiene “expresiones un poco peculiares”, según las definió. “Pero no hay ninguna discrepancia de fondo, son expresiones de un género homilético determinado, cada uno tiene su forma de hablar”, valoró.

“El cardenal no se refería a un sistema político concreto, como falsamente se ha interpretado, se refería a la gran persecución del siglo XX, una persecución destinada a la erradicación de la fe cristiana y de la Iglesia en toda Europa. Y en España en los años 30 pasó eso. La terminología puede ser distinta, pero los hechos de fondo son estos”, agregó el portavoz.

“No son las únicas víctimas, los mártires cristianos, y no nos olvidamos de ninguna. Y a todas ofrecemos el respeto y la veneración a inocentes que han dado su vida por causas de la violencia de distintos signos políticos”, dijo después.

También afirmó que en la homilía del cardenal Amato se habla “de todas las víctimas”. “Hay una alusión”, aseguró, para decir después que en el acto del domingo estaba “implícito” ese recuerdo.

El arzobispo de Tarragona también fue preguntado por las críticas a la ceremonia, a las que expresó que le “apena” que haya “gente dolida por una cosa buena como es una beatificación”.

“Vamos a distinguir la persecución religiosa y la Guerra Civil. Que se da en el contexto de la Guerra Civil, eso es cierto. Pero habían muerto personas antes. Los primeros beatificados en España fueron mártires del año 34. Tenemos que hacer un esfuerzo importante. Me gustaría que profundizáramos un poco, más que abrir heridas las queremos curar. Que no sufra la gente, no estamos en contra de nadie. No es tirar los muertos a la cabeza, sino dignificar”, agregó Jaume Pujol

rueda de prensa sobre las beatificaciones de 522 mártires en Tarragona 14 octubre 2013

Una imagen de la rueda de prensa de hoy lunes

Sí a la apertura de fosas comunes

Por último, Martínez Camino afirmó que los obispos españoles no tienen “nada en contra” para que se abran fosas comunes de la Guerra Civil. “Al revés, que los seres queridos que no encuentran puedan encontrarlos es una obligación de piedad y de humanidad. Lo dije en la anterior rueda de prensa, y lo dijimos en Madrid”, para agregar que es “un deber de piedad y de humanidad” encontrar los restos de seres queridos “desaparecidos o asesinados”.

“Bastantes de los beatificados ayer están desaparecidos, y queremos encontrarlos, entre ellos el beato Manuel Borrás, obispo de Tarragona. De lo que hay certeza es de que murió por la fe, por eso ha sido beatificado”, agregó el portavoz episcopal.

Pujol también se mostró favorable a la apertura de fosas comunes y aseguró que la iglesia tarraconense ha dado “facilidades” en el caso de la fosa del cementerio de Sant Pau y Santa Tecla de Tarragona. El arzobispo de la sede de la beatificación también afirmó que “en adelante” se ofrecerán “los gastos de todo”. “Quiero ser muy transparente y explicar bien en qué se ha gastado, con todos los detalles”, añadió.

6 de noviembre, festividad de los mártires españoles del siglo XX

El arzobispo tarraconense anunció que el 6 de noviembre será la fecha elegida para la festividad de los mártires recién beatificados, día en que fueron beatificados 498 mártires de este mismo período histórico en Roma por Benedicto XVI en 2007.

“Luego cada diócesis puede elegir, a nosotros nos gustaría que fuera el 13 de octubre, eso se pide a la congregación. Y luego en cada parroquia se puede celebrar el día en que murió el beato, el día del nacimiento a la eternidad”, agregó Pujol.

Crónica completa solo para suscriptores, en el nº 2.867 de Vida Nueva

Actualizado
14/10/2013
Compartir