La Iglesia española recauda menos por IRPF, pero actúa más

Datos de la declaración de la renta IRPF Iglesia 2006-2011

La crisis provoca que desciendan las asignaciones, pero no se va a reducir la labor

Datos de la declaración de la renta IRPF Iglesia 2006-2011

Número de declaraciones de la renta 2006-2011

FRAN OTERO | Más con menos. Aparentemente una contradicción es el leimotiv que se repite en la Iglesia en tiempos de crisis económica. De hecho, ingresará menos que en años anteriores a través del IRPF, pero ni se plantea reducir su actividad, más aún, en muchos casos se propone aumentarla. Y es que el 18 de febrero, la Conferencia Episcopal Española (CEE) hizo públicos los datos de declaraciones a favor de la Iglesia en el IRPF de 2011, presentado durante la Campaña de la Renta 2012.

Datos muy buenos, pero no tanto como lo fueron el año anterior. Así, descendieron en 98.000 las declaraciones a favor de la Iglesia para dejar el total en 7,35 millones (34,83%), o lo que es lo mismo, 247,1 millones de euros.

Como una parte de las declaraciones son conjuntas, la CEE estima que el total de personas que marca la casilla de la Iglesia supera los nueve millones. Con este descenso, la Iglesia ha dejado de ingresar 1,2 millones de euros, a los que habría que sumar los descensos de los dos años anteriores, aunque en esos sí subieron las asignaciones, para acumular 5,6 millones. En cualquier caso, desde 2007, la Iglesia cuenta con más de un millón de nuevos declarantes.

datos declaración de la renta IRPF Iglesia 2006-2011

Porcentaje de declaraciones 2006-2011

La causa principal de estos descensos, tal y como explica el vicesecretario de Asuntos Económicos, Fernando Giménez Barriocanal, es fundamentalmente la crisis económica. Como ejemplo, explicó en rueda de prensa que han aumentado las personas que no tienen obligación de hacer la declaración de la renta por no llegar a un mínimo y, por tanto, no tienen la opción de marcar la X, o que aquellas personas con declaraciones de bajo importe tampoco lo han hecho.

A pesar de todo, se mostró satisfecho por los resultados y añadió que el de este año “sigue siendo el segundo dato histórico” desde que se implantó el nuevo acuerdo de financiación. En este sentido, señaló que los datos presentados “no rompen la tendencia creciente de los últimos años”.

En su opinión, la Iglesia “es la única institución social que se somete a un referéndum todos los años en algo tan delicado como el tema del dinero” y que mantener más de nueve millones de declarantes es “una nota muy positiva”. En este punto, recordó que todavía queda mucha gente a la que insistir para que colabore, marcando la X, en “el enorme bien que realiza la Iglesia”. Además, se mostró satisfecho con el sistema y concluyó diciendo que ahora, “con menos, tenemos que hacer muchas más cosas”.

Cabe recordar que, desde 2007, y a cambio de incrementar el coeficiente al 0,7%, la Iglesia ya no tiene un complemento presupuestario –solo recibe lo que deciden los contribuyentes– ni está exenta del IVA, unos 30 millones de euros entonces. Hoy, con las repetidas subidas, la cantidad a pagar por este impuesto es más alta.

cartel campaña renta Por tantos marcar casilla Iglesia católica IRPF

Cartel de la campaña ‘Por tantos’

“Un buen dato”

Por su parte, el secretario general y portavoz hizo una valoración “moderadamente positiva”. “Aún con el lógico descenso de la cantidad global, puede considerarse un buen dato en estos momentos de grave crisis económica”, añadió.

Del mismo modo, quiso agradecer la colaboración a todos aquellos que marcaron la casilla de la Iglesia católica, y les recordó que las otras formas de colaboración al sostenimiento de la Iglesia –como las colectas o suscripciones– “continúan siendo absolutamente indispensables”.

El compromiso de la Iglesia, continúa el secretario general de la CEE, es “garantizar y mantener el sostenimiento de las actividades básicas de la Iglesia en niveles de eficacia y austeridad semejantes a los que han venido siendo habituales hasta ahora”.

El portavoz episcopal recordó la polémica en torno al pago del IBI por parte de la Iglesia, de hace ya algunos meses, y dijo que es una “batalla ganada”, porque les ha dado ocasión para explicar que la Iglesia se beneficia, como muchas otras instituciones sociales –entre ONG, fundaciones de partidos políticos…–, de la Ley de Mecenazgo. Por tanto, insistió en que no se trata de un privilegio de la Iglesia y añadió que, si se quiere cambiar la ley, habrá que tener en cuenta al conjunto.

En el nº 2.837 de Vida Nueva.

 

LEA TAMBIÉN:

Actualizado
22/02/2013
Compartir