Cardenal Rouco: “Sin duda, Benedicto XVI ha sido coherente”

cardenal Rouco y cuadro Benedicto XVI

Nota de la Conferencia Episcopal Española: “Estamos afectados y como huérfanos”

cardenal Rouco y cuadro Benedicto XVI

M. GÓMEZ | Confirmada la noticia de la dimisión del Papa y en cierto modo repuestos de la sorpresa inicial, multitud de instituciones y asociaciones eclesiales se apresuraron a enviar mensajes de apoyo y agradecimiento a Benedicto XVI. Es el caso de la Conferencia Episcopal Española, que, con la firma del cardenal Antonio Mª Rouco Varela, ha remitido una nota expresando “nuestra más profunda gratitud por el impagable servicio prestado a la Santa Iglesia en estos intensos años de pontificado”. Por la tarde, el cardenal ha comparecido en rueda de prensa.

Los obispos españoles se sienten “afectados y como huérfanos por esta decisión que nos llena de pena, pues nos sentíamos seguros e iluminados por su riquísimo magisterio y por su cercanía paternal”.

No obstante, aseguran que “acogemos la voluntad del Santo Padre con reverencia filial. Estamos seguros de que el Señor bendecirá el costoso paso que él acaba de dar con gracias abundantes para el nuevo Papa y para toda la Iglesia”.

El mensaje termina pidiendo oraciones por “la persona tan querida del Papa Benedicto XVI, que le consuele y dé fuerzas para seguir sirviendo a la Iglesia de un modo nuevo mientras la Providencia disponga”, y también para que el proceso de elección del próximo Papa “sea guiado e iluminado por la fuerza del Espíritu Santo. Todo, en la confianza cierta de que el Señor está siempre con su Iglesia”.

Encuentro con los periodistas

Precisamente leyendo esta nota es como ha comenzado el cardenal arzobispo de Madrid en su comparecencia ante los medios de comunicación, en una abarrotada sala de prensa en la sede de la CEE.

Rouco Varel ha rememorado especialmente los viajes que Benedicto XVI ha realizado a España, sobre todo el último, a Madrid, con motivo de la JMJ de agosto de 2011 (“En España se sentía muy bien. Ya la conocía de antes, y seguía mucho interés todo lo pasaba aquí”, ha dicho en otro momento). Y ha asegurado que, a pesar de que hace poco que había estado en Roma, no había ningún indicio de que fuera a producirse tal noticia.

A preguntas de los periodistas, ha destacado, de estos casi ocho años de Pontificado, “su ministerio, extraordinariamente valioso y singularmente llamativo. Ha ejercicio su ministerio de una forma muy fluida, muy rica en contenido y muy intensa en actualización”, ha dicho Rouco, refiriéndose a sus documentos, encíclicas y exhortaciones. “Sus grandes documentos han enriquecido el magisterio pontificio del siglo XX y comienzos del siglo XXI”.

El cardenal ha señalado que, desde el punto de vista canónico, “no hay ningún aspecto que pueda provocar dudas especiales” sobre la situación de Ratzinger a partir de ahora, si bien solo ha dicho que la situación está contemplada en el Código Derecho Canónico, sin aclarar mucho más.

Preguntado por los papables y la posibilidad de los españoles en el próximo cónclave, ha sonreído y apenas ha comentado: “Yo no sé nada de esas cosas”.

En lo que sí ha insistido es en que no cabe esperar una ruptura con el próximo papa: “En la historia de los papas y del pontificado nunca se dan saltos llamativos ni saltos al vacío, ni siquiera en los nombres. La historia de los papas del siglo XX es muy rectilínea”.

Por último, ha asegurado: “Sin duda que es coherente, coherente con lo que él cree en conciencia que tiene que hacer”.

Actualizado
11/02/2013
Compartir