Las entrañas de Cáritas

voluntarios de Cáritas Cádiz forman el cartel Sin ti no somos nosotros

JOSÉ MORENO LOSADA, consiliario general del Movimiento de Profesionales Cristianos | Hace unos días compartí reflexiones con un centenar de voluntarios de Cáritas en sus jornadas anuales de formación. Me pidieron que les ayudara a hacer lectura creyente del momento actual y buscar claves de respuesta para su quehacer comprometido.

Allí fui con el deseo de profundizar en algo fundamental, la máxima evangélica que le da Jesús a Marta: “Solo una cosa es necesaria”. Poder entender la vida desde esta clave es un misterio y un camino de salvación para quien se atreve a recorrerla.

La crisis es un tiempo oportuno para la esperanza, para poder volver a encontrar lo único que es necesario en la vida, frente a todo lo prescindible y superficial. Para eso me servía una anécdota sencilla: al padre de Mario –sacerdote joven y compañero de estudio del Evangelio– le oí decir un día que daba gracias a Dios porque, en un momento de su vida, se había arruinado y la ruina le ayudó a descubrir lo más importante de la vida, la vida misma, las relaciones de verdadero amor y autenticidad.

El sentido y el sentir de Cáritas es camino para encontrar el tesoro de la vida, y este camino es el mismo para todos, independientemente de la condición social, cultural, económica, legal, religiosa, familiar… Lo importante es entrar en la dinámica del Reino, de la felicidad evangélica, de la bienaventuranza.

En el nº 2.822 de Vida Nueva. Las entrañas de Cáritas, íntegro solo para suscriptores

 

LEA TAMBIÉN:

Actualizado
02/11/2012
Compartir