Tampoco la Iglesia en Madrid quiere el Eurovegas

protesta en la calle contra la construcción de Eurovegas

Reig Pla: “Debemos hacer una profunda reflexión sobre lo que queremos para España”

protesta en la calle contra la construcción de Eurovegas

FRAN OTERO | La otra candidata a acoger el complejo Eurovegas es la Comunidad de Madrid. De hecho, son varios los municipios que optan a ello, y que se encuentran en territorio de la Diócesis de Alcalá de Henares y de la Diócesis de Getafe. [La Iglesia cuestiona el Eurovegas en Barcelona y en Madrid]

Por ello, se han manifestado públicamente sus obispos. El último en hacerlo fue el de Alcalá, Juan Antonio Reig Pla, que en una carta publicada en la página web de la diócesis se pregunta “si ganamos o perdemos con Eurovegas”.

Entiende y comparte el obispo Reig Plá la preocupación de las autoridades por la situación social y económica del país, al mismo tiempo que alaba que intenten generar de modo legítitmo puestos de trabajo y prosperidad. Sin embargo, y aunque el juego de azar está permitido por ley, afirma que una cosa es que “estén toleradas por leyes permisivas, y otra cosa es fomentarlas, alentarlas y facilitarlas por aquellos que tienen la responsabilidad del bien común”.

Ofrece a continuación datos sobre el juego en España, así como la postura de la Conferencia Episcopal, del papa Juan Pablo II o del Catecismo de la Iglesia Católica sobre el juego, para concluir que “debemos hacer una profunda reflexión sobre lo que queremos para España y con qué medios legítimos podemos salir de la situación en la que nos encontramos”.

“No es suficiente admitir inversiones rápidas y prometedoras de trabajo sin medir las consecuencias sociales de las actividades que se proponen introducir. Necesitamos recuperar la perspectiva de la auténtica ecología humana y social”, añade. Además, afirma que no se puede permitir la contaminación y la destrucción del medio ambiente, ni facilitar la destrucción de personas y familias.

“En definitiva: ¿inversiones y trabajo? Sí, pero no a cualquier precio. No todo vale cuando está en juego la dignidad de la persona, el bien de la familia y la ecología social del trabajo”, concluye.

Días atrás se había manifestado, aunque no de manera oficial sino en una entrevista a un portal de información religiosa, el obispo de Getafe, Joaquín María López de Andújar, quien denunció la “podredumbre” de un proyecto así a pesar de su “fachada atractiva”.

“Es una fachada atractiva, que promete muchos puestos de trabajo, pero cuando entras ves la podredumbre, con actividades que pueden romper muchas familias, con todo el daño que implican las rupturas para niños, por ejemplo”. Su conclusión es sencilla: “El fin no justifica los medios”.

En el nº 2.807 de Vida Nueva.

 

LEA TAMBIÉN:

Actualizado
29/06/2012
Compartir