Benedicto XVI en México y Cuba: los 15 mensajes fundamentales

Benedicto XVI en Cuba misa en la Plaza de la Revolución

VidaNueva.es | El papa Benedicto XVI ha realizado una visita pastoral a México y Cuba clave para esos países, pero también para el resto del continente latinoamericano. Cientos de miles de personas le han acompañado en las diversas etapas de su viaje, para escuchar lo que el Sucesor de Pedro quería transmitirles: “semillas de esperanza” y un impulso renovado para hacer de estas sociedades lugares abiertos, inclusivos, seguros y guiados por la confianza en Dios. De los diversos discursos, homilías y mensajes, entresacamos las 15 frases más importantes. [Especial Visita de Benedicto XVI a México y Cuba]

  • 1. “México, además de todas sus grandes bellezas, tiene el grave problema del narcotráfico y de la violencia. Ciertamente es una gran responsabilidad de la Iglesia católica en un país con el 80% de católicos. Tenemos que hacer lo posible contra este mal, destructivo para la humanidad y para nuestra juventud”.
    | Respuestas a los periodistas en el vuelo papal a México (23-3-2012).
  • 2. “Hoy está claro que la ideología marxista, tal como fue concebida, ya no responde a la realidad. Porque no tiene respuestas para la construcción de una nueva sociedad. Deben ser encontrados nuevos modelos, con paciencia. Este proceso requiere paciencia, pero también decisión”.
    | Respuestas a los periodistas en el vuelo papal a México (23-3-2012).
  • 3. “Este país, este Continente, está llamado a vivir la esperanza en Dios como una convicción profunda, convirtiéndola en una actitud del corazón y en un compromiso concreto de caminar juntos hacia un mundo mejor”.
    | Bienvenida en el Aeropuerto de Guanajuato (23-3-2012).
  • 4. “Dios quiere que seamos siempre felices. Él nos conoce y nos ama. Si dejamos que el amor de Cristo cambie nuestro corazón, entonces nosotros podremos cambiar el mundo. Ese es el secreto de la auténtica felicidad”.
    | Encuentro con los niños en Guanajuato (24-3-2012).
  • 5. “Un corazón puro, un corazón nuevo, es el que se reconoce impotente por sí mismo, y se pone en manos de Dios para seguir esperando en sus promesas. (…) A él, a Cristo, le pedimos que reine en nuestros corazones haciéndolos puros, dóciles, esperanzados y valientes en la propia humildad”.
    | Misa en el Parque del Bicentenario de León (25-3-2012).
  • 6. “No hay motivos para rendirse al despotismo del mal. (…) La situación actual de sus diócesis plantea ciertamente retos y dificultades de muy diversa índole. Pero, sabiendo que el Señor ha resucitado, podemos proseguir confiados, con la convicción de que el mal no tiene la última palabra de la historia”.
    | Vísperas con los obispos de México y de América Latina (25-3-2012).
  • 8. “Deseo reiterar con energía y claridad un llamado al pueblo mexicano a ser fiel a sí mismo y a no dejarse amedrentar por las fuerzas del mal, a ser valiente y trabajar para que la savia de sus propias raíces cristianas haga florecer su presente y su futuro”.
    | Despedida en el Aeropuerto de Guanajuato (26-3-2012).
  • 9. “Uno de los frutos importantes de aquella visita [de Juan Pablo II] fue la inauguración de una nueva etapa en las relaciones entre la Iglesia y el Estado cubano, con un espíritu de mayor colaboración y confianza, si bien todavía quedan muchos aspectos en los que se puede y debe avanzar, especialmente por cuanto se refiere a la aportación imprescindible que la religión está llamada a desempeñar en el ámbito público de la sociedad”.
    | Bienvenida en el Aeropuerto de Santiago de Cuba (26-3-2012).
  • 10. “Llevo en mi corazón las justas aspiraciones y legítimos deseos de todos los cubanos, dondequiera que se encuentren, sus sufrimientos y alegrías, sus preocupaciones y anhelos más nobles, y de modo especial de los jóvenes y los ancianos, de los adolescentes y los niños, de los enfermos y los trabajadores, de los presos y sus familiares, así como de los pobres y necesitados”.
    | Bienvenida en el Aeropuerto de Santiago de Cuba (26-3-2012).
  • 11. “Deseo hacer un llamado para que den nuevo vigor a su fe, para que vivan de Cristo y para Cristo, y con las armas de la paz, el perdón y la comprensión, luchen para construir una sociedad abierta y renovada, una sociedad mejor, más digna del hombre, que refleje más la bondad de Dios”.
    | Misa en el 400° aniversario de la Virgen del Cobre (26-3-2012).
  • 12. “El cristianismo, al resaltar los valores que sustentan la ética, no impone, sino que propone la invitación de Cristo a conocer la verdad que hace libres. El creyente está llamado a ofrecerla a sus contemporáneos, como lo hizo el Señor, incluso ante el sombrío presagio del rechazo y de la cruz”.
    | Misa en la Plaza de la Revolución (28-3-2012).
  • 13. “Es de reconocer con alegría que en Cuba se han ido dando pasos para que la Iglesia lleve a cabo su misión insoslayable de expresar pública y abiertamente su fe. Sin embargo, es preciso seguir adelante, y deseo animar a las instancias gubernamentales de la Nación a reforzar lo ya alcanzado y a avanzar por este camino de genuino servicio al bien común de toda la sociedad cubana”.
    | Misa en la Plaza de la Revolución (28-3-2012).
  • 14.Que la luz del Señor, que ha brillado con fulgor en estos días, no se apague en quienes la han acogido y ayude a todos a estrechar la concordia y a hacer fructificar lo mejor del alma cubana, sus valores más nobles, sobre los que es posible cimentar una sociedad de amplios horizontes, renovada y reconciliada”.
    | Despedida en el Aeropuerto de La Habana (28-3-2012).
  • 15. “Continuaré rezando fervientemente para que ustedes sigan adelante y Cuba sea la casa de todos y para todos los cubanos, donde convivan la justicia y la libertad, en un clima de serena fraternidad”.
    | Despedida en el Aeropuerto de La Habana (28-3-2012).

 

INFORMACIÓN RELACIONADA

Actualizado
30/03/2012
Compartir