Tiempo de salvación

misión de los salesianos en Duékoué - Costa de Marfil

Misión de los salesianos en Duékoué, en Costa de Marfil

JOSÉ MIGUEL NÚÑEZ, SDB | Al echar la vista atrás en este año que está a punto de terminar, me doy cuenta de que guardo en la retina, a modo de fotografías, algunas imágenes que bien podrían resumir lo que ha sido este 2011 desde el punto de vista eclesial. Me quedo con cinco de ellas.

  • El Atrio de los Gentiles, un espacio novedoso para el diálogo fe-cultura. La iniciativa impulsada por Benedicto XVI y coordinada por el cardenal Gianfranco Ravasi, con vocación de perdurar en el tiempo, fue inaugurada en la capital francesa el 24 de marzo. La experiencia ha sido especialmente relevante para la Iglesia del siglo XXI que busca caminos de encuentro con el hombre contemporáneo. Nuestro mundo se ha convertido en un gran atrio de los gentiles. Como en París, la metáfora del diálogo con los no creyentes, nuestras calles y plazas son hoy una gran encrucijada en la que los cristianos estamos llamados a dar razón de nuestra esperanza. Sin parapetos. Sin fundamentalismos. Solo con la audacia de la fe que busca nuevos espacios para re-proponerse con humildad y en libertad.
  • Costa de Marfil, entre la locura y el olvido. El país africano ha vivido en 2011 una de las crisis más duras de su historia reciente, al recrudecerse el conflicto político y la violencia tras las elecciones presidenciales de noviembre de 2010. Se produjo una auténtica limpieza étnica y más de 1.000 personas murieron en el oeste del país durante los cinco meses posteriores a los comicios. Más de 150.000 desplazados huyeron del conflicto. La Iglesia estuvo en primera línea cuando las agencias internacionales de ayuda humanitaria no pudieron responder inicialmente a la urgencia. Más de 30.000 personas se refugiaron durante meses en la única parroquia católica de Duekoué. Quedará para siempre en nuestra memoria la llamada dramática de los misioneros y la denuncia del exterminio para que esta locura no quede en el olvido. Es un símbolo de todos los conflictos, guerras, genocidios y vulneración de los derechos humanos en los que la Iglesia, en cualquier parte del mundo, sigue comprometida en una lucha sin cuartel para hacer emerger un mundo más justo y con más oportunidades para todos. [Seguir leyendo]

TODO LO QUE FUE NOTICIA EN 2011…

En el nº 2.782 de Vida Nueva. Número especial Navidad–Fin de año 2011

Actualizado
02/01/2012
Compartir