Piden que Guadalupe pase a la Provincia Eclesiástica Extremeña

(F. J. P. V.) Desde hace un año, la Asociación Virgen de Guadalupe (Guadalupex) viene trabajando para solucionar el “anacronismo” que, a su juicio, supone que el Monasterio de la patrona de Extremadura pertenezca a la Archidiócesis de Toledo. Ahora, al hacer balance, su presidente, Vicente Sánchez Cano, habla de “dificultades de comunicación” con el Arzobispado de Toledo frente a la actitud de los obispos extremeños que, según dice, están “totalmente identificados” con la reivindicación. El colectivo ha intentado “alguna aproximación informal” a Toledo “y no son muy receptivos a mantener ni tan siquiera un diálogo sobre una situación que es una de las dificultades más graves que tienen los extremeños a la hora de relacionarse con sus prelados”.

No se trata sólo del Monasterio ubicado en la localidad de la Puebla de Guadalupe y de la imagen de la “Virgen morenita”: hay que abordar también la situación de una treintena de poblaciones que se inscriben en la provincia toledana. “Se trata de un proceso lento, largo y durante el cual tendrá que haber mucha paciencia”, indica el presidente de Guadalupex; que entiende que “la decisión última corresponde a la alta jerarquía eclesiástica” y que el protocolo que sigue el Vaticano en estas situaciones es que “tienen que estar de acuerdo la parte que ha de ceder y la parte que ha de aceptar”. Entre sus acciones, han conseguido la aprobación de una Declaración Institucional en la Asamblea de Extremadura y la adhesión de dos centenares de asociaciones. “No estamos pidiendo nada excepcional”, añade Sánchez Cano, que recalca que “no hay un precedente de que la patrona de una comunidad pertenezca a una diócesis ajena a esa comunidad”.

En el nº 2.731 de Vida Nueva.

Actualizado
26/11/2010
Compartir