Cristau, ordenado nuevo obispo auxiliar de Terrasa

(M. de Miguel) “Un regalo en la clausura del Año Sacerdotal”. Así definió Josep Ángel Saiz Meneses, obispo de Terrasa, la ordenación de Salvador Cristau Coll (Barcelona, 1950) como nuevo obispo auxiliar de la diócesis. Estas palabras, junto a la presencia de la madre del hasta ahora vicario general y rector de Seminario, tiñeron de emoción la solemne ceremonia que la Catedral del Santo Espíritu acogió el 26 de junio. Presidida por el cardenal Martínez Sistach y concelebrada por el nuncio Renzo Fratini, a la ordenación asistió también una veintena de obispos. Vicarios generales y episcopales, secretarios generales y provinciales, superiores religiosos y unos 200 presbíteros terminaron de arropar al nuevo obispo, junto a una representación de las autoridades civiles encabezadas por el alcalde. Tampoco faltaron centenares de fieles que no quisieron perderse la ceremonia y llenaron el templo y las capillas adyacentes.

Además de unas palabras de agradecimiento al Papa, Saiz Meneses glosó después de la homilía la importancia del ministerio episcopal en la Iglesia desde la actitud de servicio y entrega ante los retos de la nueva evangelización en los inicios del siglo XXI. Por su parte, Salvador Cristau se dirigió a la asamblea dando gracias a Dios por la vida, por la fe y por la vocación sacerdotal. También recordó su experiencia como seminarista en Toledo y Barcelona, así como su trayectoria al frente del Seminario, junto a los más jóvenes.

En el nº 2.714 de Vida Nueva.

Actualizado
02/07/2010
Compartir