“Toledo merece con toda propiedad el título de ‘ciudad eucarística’”

El vicario general de la diócesis detalla las razones de la diócesis como sede del Congreso de 2010

(Vida Nueva) Toledo será la sede del Congreso Eucarístico Nacional de 2010. Así lo han decidido los obispos reunidos en la 92ª Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE) ayer, martes, 25, escogiendo la ciudad manchega entre otras tres diócesis propuestas: Barcelona, Granada y Lugo. Y es que Toledo “merece con toda propiedad el título de ‘ciudad eucarística'”, como ha puesto de manifiesto el vicario general de la diócesis.

Juan Miguel Ferrer Grenesche ha desgranado a Vida Nueva las principales razones de esta elección, entre las que destaca una evidente: “Su fiesta es el Corpus, sin que ninguna otra fecha del año pueda competir con ella”.

La piedad eucarística -añade- viene marcando desde hace siglos la vida cristiana en Toledo, unida a la idea de la evangelización y a la llamada a una caridad creativa, como bien lo mostró en su día doña Teresa Enríquez, la loca del sacramento“. Esta piedad eucarística, que gracias a esta nominación se verá “consolidada e impulsada”, se refleja en la “pujanza de asociaciones eucarísticas” y en el interés por vivir una espiritualidad eucarística y de comunión, interés evidenciado en la vida de las comunidades y en los planes pastorales. Como ejemplo de esto, Ferrer Grenesche recuerda que la ciudad ha sido la sede de las Jornadas Eucarísticas Nacionales, como preparación de la participación de España en el Congreso Eucarístico Internacional de Québec (Canadá) que tuvo lugar el pasado mes de junio.

Hay también criterios puramente prácticos que avalan la designación: “Nuestra posición geográfica -señala el vicario general-, nuestra capacidad de acogida y los medios materiales y humanos de los que disponemos nos dan la posibilidad de acoger con comodidad y fruto a todos los posibles congresistas”.

Sin duda, la elección de Toledo como sede del Congreso Eucarístico potenciará en la diócesis “un serio trabajo doctrinal, unas celebraciones con profundo sentido sagrado, una rica participación y una clara implicación social y de caridad“. En dicho Congreso participarán expertos en teología, liturgia, Escritura, pastoral, etc., así como “fieles que dan testimonio de la importancia de la Eucaristía para la vida del cristiano”, informa la nota de prensa de la CEE.

El de 2010 será el décimo Congreso Eucarístico Nacional que se celebre en España. El último tuvo lugar en Santiago de Compostela en 1999, con motivo del Jubileo del año 2000.

Actualizado
26/11/2008
Compartir