“El agua es tan básica como el aire”

La Expo de Zaragoza acogió el VII Foro Manos Unidas

(María Gómez) “Todos somos cuidadores de todos, y hemos de hacernos cargo de la vida de los demás”. Con esta reflexión tan evangélica concluía, en el marco de la Expo Zaragoza 2008, el VII Foro Manos Unidas, celebrado este fin de semana (20-21 de junio) en el Pabellón de la Santa Sede y en el que han tomado parte técnicos de proyectos de desarrollo en varios lugares, así como un nutrido grupo de asistentes de toda España, en torno al lema “Agua, pobreza y desarrollo”.

Juan García Cebolla, coordinador de la Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre, de la FAO, fue el encargado de inaugurar el Foro con una conferencia en la que señaló que hay que potenciar los recursos de los pobres. En una rueda de prensa previa, fue tajante: “La opulencia de la que hemos disfrutado en los últimos 50 años no es sostenible”. De ahí su llamamiento a que los políticos establezcan los acuerdos necesarios para superar esta dramática situación.

Un llamamiento similar realizado por la FAO hace 50 años fue lo que encendió la chispa para la creación de Manos Unidas, como recordó su presidenta, Begoña de Burgos. En su intervención indicó que “el acceso al agua y al saneamiento es condición indispensable para garantizar la vida de las personas y el desarrollo de sus pueblos”. “El agua es un bien tan básico como el aire”, subrayaba el obispo consiliario de Manos Unidas, Juan José Omella, quien calificó a esta ONG católica como “una gran puerta abierta al mundo”. El también titular de Calahorra y La Calzada-Logroño saludó la ‘conciencia emergente’ mundial con respecto a la importancia del agua. El arzobispo de Zaragoza, Manuel Ureña, muy concienciado también en este asunto, explicó que a la Iglesia le corresponde la caridad como una “labor intransferible”.

Vida Nueva en la Expo

Además de las distintas conferencias y paneles de expertos en cooperación y desarrollo, el sábado por la tarde tuvo lugar un coloquio de periodistas, “Relatos de proyectos de vida”, en el que participó José Lorenzo, redactor jefe de Vida Nueva. Éste narró su experiencia en Kenia, adonde viajó con Manos Unidas y donde conoció a Mukiri, un misionero italiano de la Consolata reconocido por su proyectos de búsqueda, canalización y almacenamiento de agua en las montañas de Tuuru, en la diócesis de Meru.

La clausura de las jornadas corrió a cargo de Carlos Marcilla, director del Departamento de Misiones de CONFER, con la conferencia “Otra casa común es posible: es vital construirla”. Tras él, intervino Karel Kasteel, secretario del Pontificio Consejo Cor Unum y responsable de la Fundación Sahel, quien manifestó: “La caridad, el servicio y la acogida a los más pobres y necesitados es una dimensión fundamental de la vida cristiana y de la Iglesia”.

La Declaración final del VII Foro Manos Unidas recuerda que los bienes necesarios para que todos vivan con dignidad son acaparados por los que tienen más oportunidades. Y para apoyar el enunciado con las cifras, baste apuntar que:

– 850 millones de personas padecen hambre extrema;

– 1.000 millones de personas carecen de acceso al agua potable;

– 2.400 millones de personas no tienen servicios básicos de saneamiento;

– 3 millones de personas mueren cada año por enfermedades asociadas con la falta de agua y el saneamiento; de ellos, 2.200.000 son niños menores de cinco años

La participación de Manos Unidas en la Expo Zaragoza 2008 no se acaba con este Foro. Además de la exposición permanente “Tecnologías apropiadas para el desarrollo”, en el Espacio Expositivo, estará presente en varias Semanas Temáticas, que se desarrollarán en el Pabellón de las Iniciativas Ciudadanas ‘El Faro’. Ha colaborado por “Agua y educación” (16-22 de junio), apoyará “Derecho humano al agua potable y saneamiento” (7-13 de septiembre) y, coordinará junto con Ayuda en Acción, “Gestión de riesgos y desastres” (21-27 de julio).

Por su parte, el Pabellón de la Santa Sede, que sólo en su primer día de apertura ya había recibido al 12% del total de los visitantes de la Expo ese día, acogerá, del 10 al 12 de julio, el congreso “La cuestión ecológica: la vida del hombre en el mundo”. Entre las 39 obras de arte que ocupan el espacio central de la muestra de la Santa Sede, destacan el cuadro del Greco ‘El bautismo de Cristo’, el tapiz de la Creación proveniente de los Museos Vaticanos o la fuente bautismal de bronce y plata regalada a Juan Pablo II en 1996.

Actualizado
23/06/2008
Compartir